Ya sea por vanidad o salud, cada día son más las personas que deciden inscribirse a un gimnasio e incorporarse a la cultura deportiva. Dicha tendencia ha provocado que el giro aumente su rentabilidad exponencialmente, prometiendo muchas ganancias. Si deseas aprovechar esta situación, enseguida te ofrecemos la información básica para iniciarte en el giro.

Antes de invertir es necesario llevar a cabo un Plan de Negocios, que servirá para medir la viabilidad de tu futura empresa. Esta herramienta se compone de los siguientes elementos:

1. Estudio de mercado. Permite conocer las necesidades de tus clientes potenciales, sus hábitos de consumo y a la competencia; con ello podrás analizar cuán factible es abrir tu gimnasio.

Esta investigación debe considerar cuatro factores básicos:

■ Análisis de la oferta: Identifica cuántos negocios como el tuyo hay en la zona, así como las características que poseen.

■ Análisis de la demanda: Te permite conocer a tus clientes potenciales para establecer los servicios que debes ofrecer.

■ Análisis de los precios: Compara los precios de la competencia.

2. Ubicación e instalaciones. Procura que tu local esté ubicado en un lugar de tránsito constante. Para ello infórmate sobre el promedio de gente que circula por ahí en días laborales y fines de semana; si es una zona residencial o de oficinas; cuál es la presencia de competidores.

Para instalar un gimnasio pequeño, donde también se impartan clases de aerobics, es necesario un espacio mínimo de 120 a 150 m2 donde se ubicará la recepción, el almacén, vestidores para hombres y mujeres, así como el área principal de ejercicios, con capacidad máxima para 30 personas por clase.

3. Equipo. El equipo mínimo a considerar en esta empresa es el siguiente:

• 80 bancos para aerobics.

• 80 ligas de gimnasia.       

• 80 pelotas de gel (1 libra aprox.)

• 80 pares de mancuernas de 1 libra.       

• 20 bicicletas fijas.  

• 20 escaladoras.     

• 20 caminadoras.    

• 80 bastones.

• 40 barras para abdominales.

• 10 aparatos de pesaje completo.

Equipo auxiliar:

• Mobiliario y equipo de oficina.       

• Equipo de cómputo e impresora. 

• 60 lockers de metal.

• 3 Equipos de sonido (grabadora y bocinas o estéreo)

• Espejos de 2m x 3m       

• 8 ventiladores.          

• 60 candados.

La inversión aproximada para abrir un gimnasio va de los 300 a los 500 mil pesos, sin incluir la renta del local, así como el pago de servicios básicos (agua, luz, teléfono, etc.).

4. Prestación del servicio. Algunos servicios proporcionados tradicionalmente en una empresa como esta son:

• Natación     

• Pesas         

• Acondicionamiento físico

• Karate        

• Tae Kwon Do        

• Yoga           

• Baile en general y especializado

• Aerobics          

Si deseas ofrecer un servicio de primera debes ofrecer a tus clientes:

• Clases ilimitadas es decir que el alumno pueda tomar cuantas clases desee, habiendo pagado su mensualidad.

• Rotación de instructores para que los alumnos experimenten distintos ritmos de gimnasia aeróbica, además de evitar la monotonía y aumentar el entusiasmo.

• Plan semanal de rutina. Trabajar diferentes partes del cuerpo con accesorios y equipos diferentes durante toda la semana, lo que hace más efectivas las clases.

• Puntualidad, para evitar lesiones por falta de calentamiento o pérdida de tiempo del usuario.

• Horarios flexibles.

• Equipo y espacio suficiente.

• Instructores calificados.

• Atención personalizada.

• Higiene y limpieza.

El lugar debe tener un salón amplio,  bien iluminado y ventilado, con piso de duela, espejos, sanitarios, regaderas y vestidores donde se puedan realizar las actividades deportivas.

Asimismo es fundamental contar con un buen instructor,  que imparta las clases de acuerdo al nivel de los clientes (principiantes, intermedios o avanzados), a sus necesidades y limitantes físicas.

Para generar un ambiente ameno, es recomendable poner música agradable.

5. Personal. Para que las operaciones de tu  establecimiento se desarrollen efectivamente, debes contratar al siguiente personal (que deberá ampliarse con el crecimiento de tu gimnasio):

 - Gerente general. Supervisión y contratación. 

- Instructores.  Impartir rutinas aeróbicas y supervisión de  ejercicios.              
 
- Encargado de vestidores. Registro de usuarios a vestidores y regaderas. 

- Contador. Encargado de las finanzas del negocio.  

- Encargado de limpieza.   Supervisar la limpieza de baños, vestidores y sala de ejercicios.     
 
6. Proveedores. Asegúrate que tu proveedor pueda suministrarte los productos que requieres en la fecha, calidad, cantidad y condiciones necesarias para la correcta operación de tu negocio.

Al comprar aparatos como bicicletas fijas, escaladoras u otros, se pueden obtener diferentes créditos, aunque lo más conveniente es realizar la adquisición de contado, para obtener un mejor precio.  

Por el contrario, los otros materiales deben conseguirse en un solo pago, pues requieren ser utilizados en un corto plazo y son de fácil acceso en tiendas o centros comerciales.

7. Imagen corporativa. Con ésta se busca proyectar calidad y profesionalismo; para lograrlo es necesario elegir un nombre original, pero sobre todo, comercial. 

Diseña también un logotipo, coloca un anuncio que permita identificar la ubicación de tu gimnasio, distribuye volantes y anúnciate en periódicos locales.

Otra forma de hacerte promoción en mediante el buen servicio, que se traducirá en publicidad originada desde los propios clientes y proveedores, de boca en boca.

8. Innovación. Cuando hayas logrado posicionarte en el mercado, es necesario que implementes  alternativas de mejora y mantenimiento para seguir siendo competitivo. Una recomendación es ampliar tu oferta de servicios, tales como:

> Precios competitivos y estables.

> Cafetería.

> Servicio de regaderas.

> Diseño adecuado de las instalaciones.

> Buena limpieza.

> Accesibilidad.

> Exclusividad en los clientes (no masivo).

> Servicios de masaje.

> Venta de ropa deportiva, productos de belleza y complementos alimenticios.

Otra opción es otorgar descuentos por promociones intercaladas: medias becas, mes del 2 x 1 y no pago de inscripción. Promoción esporádica: exhibiciones gratuitas para dar a conocer las actividades e instalaciones del gimnasio. Promociones permanentes: obsequio de la clase.

9. Marco legal. Para cumplir adecuadamente con todos los aspectos legales y de funcionamiento en el gimnasio, la recomendación es acudir al sistema local de apertura rápida de empresas, donde obtendrás toda la información para abrir tu negocio.

Algunos trámites necesarios son:

- Inscripción en el RFC/ Cédula fiscal.

- Licencia de uso de suelo.

- Registro empresarial ante el IMSS y el INFONAVIT.

- Licencia de funcionamiento.

- Programa interno de protección civil.

- Aviso de manifestación estadística.

De manera complementaria te sugerimos consultar la sección de trámites obligatorios que está disponible en el sitio web: www.contactopyme.gob.mx

Karina Hernández Barrera

Si te gustó el artículo, por favor considera dejar un comentario o compártelo a alguien que le pueda interesar.