Algunos estudios han revelado que la mayoría de las empresas fracasan por inexperiencia del propietario, por cuestiones administrativas, por conflictos financieros, y otro tanto más por problemas fiscales, por ventas y cobranza, o por motivos de producción.
 

Para evitar que eso suceda como emprendedor o empresario formal puedes recurrir a los simuladores de negocios que te ayudarán a ensayar estrategias y generar cambios. Los simuladores de negocios están basados en un juego virtual de simulación empresarial que tiene por objetivo brindar a emprendedores su primer contacto con el mundo de los negocios y a los empresarios la posibilidad de tomar decisiones sin riegos en el mundo real.
 
¿Cuál es el objetivo? Sirven como soporte para ayudar a las personas a experimentar en un entorno empresarial mediante la toma de sus propias decisiones, lo que implica la gestión diaria de una empresa pudiendo conocer, de forma inmediata, las consecuencias que la toma de decisiones van generando en los resultados, tanto desde el punto de vista económico como de posicionamiento de mercado.
 
El juego fue planeado para crear un entorno plenamente desafiante, donde el usuario debe demostrar su capacidad de aprender conceptos, analizar escenarios y tomar decisiones; esto le permitirá adquirir los conocimientos necesarios para la gestión de un negocio.
 
Sin duda es una herramienta para ayudar a mejorar las habilidades para crear o gestionar una empresa de manera rentable en un entorno competitivo. Gracias a los simuladores de negocios se puede comprender el proceso completo de creación de una empresa, desde la concepción de la idea hasta que se compite en el mercado.
 
La idea es invertir tiempo en analizar la idea de negocio antes de crearlo, aprender a gestionar la compra y la venta de productos o servicios, programar los gastos en publicidad en función de los recursos, vigilar la competencia para la correcta gestión de la empresa. Sin olvidar temas como, la administración de los recursos humanos, el trabajo en equipo, el control de tesorería, contabilidad y hasta posibles inversiones.
 
Este tipo de “juego de negocios” son los escenarios propicios para que los usuarios vivan experiencias y se enfrenten a problemas, con errores y aciertos, y al mismo tiempo dan pauta para que el usuario reflexione y analice cómo mejorar su proceder en su negocio.

La Secretaría de Economía, Nacional Financiera, Coparmex, empresas dedicadas a la capacitación empresarial así como universidades e incubadoras de negocios cuentan con este tipo de herramientas de capacitación.
 
Elvira Mayén-Lugo

Si te gustó el artículo, por favor considera dejar un comentario o compártelo a alguien que le pueda interesar.