InicioMicro empresasApoyos a micronegocios de mujeres indígenas de Chihuahua

Apoyos a micronegocios de mujeres indígenas de Chihuahua

El Programa de Organización Productiva para Mujeres Indígenas (POMI) ha realizado una inversión de 6 millones 200 mil pesos durante este año, que beneficia a casi 700 mujeres originarias de distintas comunidades de Chihuahua, para establecer micronegocios o desarrollar actividades que les permitan mejorar sus ingresos y calidad de vida, así como fomentar la organización comunitaria y promover la equidad de género.

La estrategia, encabezada por la Comisión Nacional Para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), ha impulsado 57 proyectos diseñados por cuatro centros coordinadores, los cuales atienden a varias comunidades de un total de 20 municipios.

 

Ello ha fomentado la organización comunitaria y la equidad de género en la integración de los recursos; rubros importantes para el desarrollo de cualquier sociedad, señaló Mario Eberto Jabalera Lino, delegado en Chihuahua de la CDI.

 

Detalló que el POMI ha beneficiado a casi 700 mujeres originarias de distintas comunidades de Chihuahua, realizando para ello una inversión de 6 millones 200 mil pesos en 2011.

 

El POMI atiende a grupos conformados por ocho o más mujeres indígenas que deseen crecer o emprender un negocio o una actividad productiva. Estas ocupaciones son determinadas por la vocación de cada región, tales como la cría de ganado, la elaboración de pan o tortillas, talleres de artesanías, estanques piscícolas, bloqueras y tiendas comunitarias, explicó el funcionario.

 

“Con el apoyo que brinda el programa, estas mujeres han tenido la oportunidad de mejorar su ingreso, y con ello lograr una mejor calidad de vida para ellas y sus familias”, comentó.

 

En este año se han desarrollado 57 proyectos de cuatro centros coordinadores, los cuales atienden a varias comunidades de un total de 20 municipios.

 

Para estos proyectos, Jabalera Lino detalló que se ha brindado capacitación previa mediante cursos impartidos por dos promotoras indígenas para cada comunidad, a fin de integrar una red social y dar seguimiento a estas actividades.

 

Afirmó que cerca de 100 microempresas que se han desarrollado por medio de este programa desde el 2007 se encuentran actualmente en funcionamiento.

 

“Las mujeres que participan en los negocios han demostrado que son muy cumplidas y organizadas. Con esto se contribuye a que la población femenina indígena se organice y sea parte de las actividades productivas dentro de su comunidad, beneficiando al mismo tiempo su economía”, finalizó el delegado.

 

El POMI ha tenido un crecimiento significativo de 2008 a la fecha, ya que en ese año se destinó un presupuesto de un millón 200 mil pesos. Durante 2010 se invirtieron tres millones 600 mil pesos en 40 proyectos y para este año se trabaja con casi 60 proyectos y una inversión de más de 6 millones de pesos.

 

Con información de Notimex

 

Karina Hernández Barrera

[tubepress views=”false” title=”false” length=”false” video=”PK2aubaKMYY”]

Información relacionada

fer@pymempresario.com

Califica este artículo:
Sin comentarios

Deja un comentario