¿Dónde ubico mi negocio?

emprendedores2Si ya se tiene definido el tipo de negocio que emprenderá y los diferentes parámetros, ahora se de debe considerar el lugar en donde estará ubicado. Su ubicación podría ser el factor más importante que determine nuestro  éxito o fracaso.

Las alternativas que se tienen es comprar o alquilar pero lo más importante es, tomarse el tiempo suficiente para elegir la ubicación del lugar en donde estableceremos nuestro negocio.

Aquí ofrecemos algunas recomendaciones que facilitarán su elección.

Primero debemos de pensar quiénes son nuestros clientes y donde los podemos encontrar ¿Centro comercial? ¿Cerca de una zona escolar? ¿Aeropuerto, en el metro, en el tren suburbano? ¿En el centro?. Existen varios factores que se deben considerar al elegir una ubicación:

– Accesible: Sería ideal que fuera fácil de encontrar y llegar, o de lo contrario que existan dos referencias cercanas y conocidas que ayuden a encontrarlo. Que además cuente con estacionamiento propio, es lo primero que se debe tomar en cuenta al contar con un posible local; esto disminuye nuestra búsqueda.

– Visible: Cuidar de que el lugar sea visto fácilmente y desde lo lejos, lo que puede ayudar es que el rótulo se ubique a una altura considerable y además que sea visto desde ambos lados de la calle. De ese modo, se atraerá el mayor tráfico posible de personas que pasen por la zona.

– Tráfico: Es recomendable detectar el tipo de actividades que generan el tráfico de personas por el lugar como cine, teatro, gimnasios, escuelas, etcétera. También es importante identificar el nivel adquisitivo de la gente, su perfil y los posibles aliados que pudieras encontrar para prestigiar tu negocio y te ayuden a darlo a conocer.

– Competencia: Verificar cuantas empresas similares están cerca. Se puede tomar la opción de ubicarnos lejos de la competencia para que por una lado, no nos quiten clientela pero por el otro, es una buena opción para tenerlos ubicados. De esa manera, se puede crear una zona de negocios compuesta de negocios similares, que puede  generar una buena afluencia de consumidores.

– Problemática vecinal: Asegurarse si es el tipo de negocio que queremos establecer no afecta los intereses los vecinos. Sería una buena opción consultar algunos para saber sus comentarios.

Por último y más importante, no decidirse por un lugar sin antes contar con la licencia de funcionamiento, antes de firmar contratos de arrendamiento o compraventa.

Elvira Mayén-Lugo

Deja un comentario