Un negocio liquido

micro2La Herradura, agua purificada es una empresa mexicana dedicada desde hace más de diez años a la purificación de agua y su distribución para la venta.

José Luis Jiménez, químico egresado de la Universidad Nacional Autónoma de México al igual que su padre y hermana, se siente orgulloso se haber sido pionero en establecer tecnologías y comercialización de sistemas de purificación de agua para su venta y ahora distribución.

“Contamos con toda una red de expendios de agua purificada a granel, para venta al público en general, o a clientes cautivos como empresas y oficinas de gobierno, con precios debajo de los ofrecidos por las marcas líderes en el mercado 50% más bajo además el agua purificada es entregada a domicilio”, comenta Jiménez.

Ofrecer el agua a granel en sus establecimiento, ha permitido que los costos sus reduzcan considerablemente lo que ha permitido que ofrezcan agua en mejor calidad  a precio accesible a sus consumidores.

“La Herradura, es un negocio líder dentro de la industria del tratamiento y purificación de agua como proveedores de equipo y tecnología. Contamos con la capacidad técnica y la experiencia del personal técnico, y el apoyo de especialistas en mercadotecnia para nuestro desarrollo comercial, todo esto garantiza nuestra marca y nuestra oferta de producto a granel. Por ello ya se esta pensando en la posibilidad de franquiciar” comento José Luis Jiménez, Gerente del negocio.

José Luis dijo que aunque todavía no lo han decidido en firme también han pensado la posibilidad de instalar dispensadores de agua en supermercados y otros establecimientos comerciales con las mismas condiciones de higiene y lavado de recipientes existentes, para seguir ofreciendo esa facilidad a sus clientes.

La planta procesadora La Herradura funciona mediante un proceso de ósmosis que elimina las impurezas del agua, con un tratamiento que no le resta los minerales que debe contener en proporciones exactas para su consumo. El agua es tratada directamente en la planta, no tiene el peligro de se manipulada, lo que evita que se contamine. De esa forma es servida al público, pues el líquido es echado directamente al recipiente después de haberlo lavado a presión.

“Es un negocio noble que siempre va a contar clientes y es por ellos que cada día nos asesoramos con profesionales altamente capacitados en el área y en la automatización de equipos industriales, para ofrecer agua purificada de gran calidad, con un muy buen servicio y sobretodo a un servicio”, comento Jiménez.

Elvira Mayén-Lugo

Deja un comentario