Relación México y China en un momento decisivo para su consolidación

mediana2Sin duda nuestro país se encuentra en un punto decisivo para consolidar una de las asociaciones comerciales que tendrá mayor impacto en el futuro: la relación México-China. Hoy ambas naciones mantienen una mayor relación comercial que continuará en desarrollo y que impactará a ambos mercados y beneficiará el flujo de capitales hacia ambos países.

“Invertir en México o en China no es una decisión fácil de tomar. Ambos países requieren un profundo entendimiento local de todos los aspectos relacionados a los negocios.”, dijo David Chen, líder nacional del Chinese Services Group en Deloitte México. “China hoy es una potencia mundial que se espera en las próximas décadas domine la dinámica económica. México al ser una economía emergente está despertando hacia una mayor globalización de los mercados a través de una creciente inversión extranjera en cada vez más sectores”, añadió.

Deloitte México a través de su división Global Chinese Services Group (GCSG) apoya a empresas e inversionistas con interés en iniciar o expandir operaciones en México y China. A través de una red de profesionales especializados en ambas culturas, provee a sus clientes acceso al capital intelectual de expertos en diversas áreas de negocio.

Para las organizaciones de origen chino que desean invertir en México es necesario desarrollar un profundo entendimiento del mercado local. Analizar cuestiones fiscales, legales, de mano de obra, comerciales, de regulación; además de una estrategia de cadena de suministro óptima para sus operaciones, por mencionar algunos aspectos, es crítico. México es una puerta de oportunidades para Asia.

China se torna en una gran oportunidad de inversión dado su crecimiento exponencial y la gran explosión de la demanda; también una alternativa estratégica para penetrar una creciente población con mayor poder adquisitivo. Las empresas mexicanas que deseen incluir a China en sus planes de expansión se enfrentarán a un abanico de retos y oportunidades. La cultura, la política, la religión, el gobierno, la economía y los negocios hacen de China una potencia única que requiere un profundo conocimiento local.

Por ello, Deloitte México estará presente en Expo China-México, el punto de encuentro entre empresarios y representantes multisectoriales de ambos países que se celebrará del 5 al 7 de noviembre en el WTC de la Ciudad de México. Buscando exponer las principales consideraciones fiscales entre ambas naciones entre los asistentes, la firma ofrecerá la plática “Implicaciones fiscales para invertir en China y diferencias con México”, a cargo de Luis Liñero, Socio Líder de la Práctica de Impuestos Internacionales. Asimismo, Javier Romero, Socio director nacional de Clientes y Mercados, expondrá “Es tiempo de actuar. Planeación de negocios frente a la pandemia”, un tema de gran relevancia para ambas naciones considerando su dimensión territorial y número de habitantes, y que hoy el tratamiento a los negocios en el marco de las epidemias es fundamental.

Deloitte

Deja un comentario