El Robo de Información Sensitiva

El robo de información siempre ha existido y desde siglos atrás esta actividad siempre ha sido una práctica común que enfrenta el gobierno de diversos países por que toda la información Sensitiva que está bajo resguardo de estos siempre ha sido y seguirá siendo un botín valioso por obtener.

Lo preocupante es que hoy en día el Robo de Información no sólo es una práctica entre gobiernos si no que se ha extendido hasta distintas organizaciones del sector privado, principalmente el Financiero y por último de forma individual, con el propósito de hacer mal uso de los datos convirtiéndolos en víctimas de fraudes, extorsión y lo más drástico, secuestro.

Su extensión es el resultado de la dependencia cada día mayor de las tecnologías de la información y comunicación y por el uso masivo de los medios informáticos en donde almacenamos la información electrónica de nuestra actividad diaria personal o de trabajo, información personal de clientes, números de tarjetas de crédito y/ó débito, estados de cuenta; todos estos son almacenados en Bases de Datos, en computadoras personales, dispositivos móviles, memorias flash, etc.… además hay que tomar en cuenta el alto porcentaje de información sensitiva que es transmitida por internet.

La protección de la información es una combinación entre tecnologías y buenas prácticas de uso y acceso y si una de ellas falla, la información quedaría en riesgo. La criptografía es una de las tecnologías más poderosas, robustas, seguras y eficaces para la protección de los datos y la información Sensitiva de instituciones u organizaciones privadas, esta es la razón por la cual los gobiernos de todo el mundo la utilizan para mantener seguras y secretas sus comunicaciones y la información más Sensitiva que tienen bajo su control. Es tan poderosa que garantizan el secreto en la comunicación entre dos entidades (personas, organizaciones, etc.); asegura que la información que se envía sea auténtica en un doble sentido: que el remitente sea realmente quien dice ser y que el contenido del mensaje enviado no sea modificado durante su trayecto.

La criptografía proporciona los elementos necesarios como son la Privacidad, Autenticidad, Integridad, y No Repudio para garantizar que la información este a salvo.

A través de la criptografía se puede proteger la información que se encuentra en Movimiento, en Reposo o en Uso. La información en movimiento es aquella que está viajando por una red y requiere de seguridad en tiempo real; la información en reposo es aquella que se encuentra localizada en un medio de almacenamiento como son los servidores de archivos, bases de datos, medias removibles, disco duro, etc.; por último está la información en uso, y es aquella precisamente que está siendo accedida y utilizada en tiempo real para su cometido.

Para hacerle fácil la tarea al usuario en su búsqueda de soluciones disponibles en el mercado mexicano podrá encontrar productos de alta calificación ya sea en software o hardware como son DataSecure, ProtectFile, ProtectDrive cuyo propósito es cifrar la información sensitiva dependiendo del estado en que esta se encuentre (Movimiento, Reposo, Uso) colaborando en 95% para la creación de un circulo de confianza cuando de protección de la información se trata evitando ó reduciendo el Robo de Información.

En conclusión, las empresas deben actuar, garantizando la seguridad de sus clientes y protegiendo su reputación, y lo más importante, su economía.

La criptografía es una poderosa tecnología para proteger la información más Sensitiva almacenada en medios electrónicos y que se transmite por internet, la cual ya se encuentra al alcance de todos…, entonces, ¿por qué no aprovecharla?
Roberto González, especialista de SafeNet

Deja un comentario