Planeación patrimonial, financiera y fiscal para PyMEs

En México, el éxito de muchos negocios tradicionales está basado en el azar, ya que su desarrollo tiene como principal sostén un cúmulo de conocimientos empíricos.

Para otorgar bases sustanciales a los pequeños establecimientos, durante el evento PyMEs en Crecimiento el contador público Germán Sánchez Molina impartió la conferencia  Planeación patrimonial, financiera y fiscal, en la que brindó recomendaciones prácticas a los emprendedores y empresarios asistentes.

Determinar lo que sucederá con nuestro patrimonio cuando ya no podamos gestionarlo nosotros mismos es algo que muy pocos llevan a cabo. Por desgracia, ello tiende a generar problemas en el ámbito familiar, haciendo necesario tomar decisiones cuando aún se cuenta con las facultades óptimas para hacerlo.

Si el propietario de un negocio desea que éste perdure más allá de su existencia, no puede guiarse sólo por el sentimiento al decidir quien tomará su lugar en la dirección.

De acuerdo con Sánchez Molina, muchas veces la persona a quien más apreciamos no es necesariamente la más apta para gestionar una empresa, manteniendo su desarrollo. Por eso es necesario definir en qué estado se deja el negocio, y también analizar las cualidades y deficiencias de cada heredero, para saber dónde funcionará mejor.

Igualmente se requiere tomar en cuenta la situación familiar:

– Estatus de los individuos (soltero, casado, viudo, etc.).

– ¿Tienen dependientes económicos?, ¿quiénes son?

– ¿Bajo qué régimen de separación de bienes se casaron?

– ¿De qué posesiones gozan?

Esto puede sonar anticuado, pero hay a quienes, por ejemplo, les interesa que en el curso del tiempo su negocio mantenga el estatus de  empresa familiar y, si ignoran tales variables, ellos mismos podrían terminar con sus sueños.

Con respecto a la planeación fiscal, para optimizar el funcionamiento de un negocio el contador público recomendó seleccionar el régimen e identidad que ofrezca mayores ventajas a la empresa. Por ejemplo, si la resolución es dar de alta a los empleados bajo el régimen de sueldos y salarios, es necesario considerar que ello implica realizar aportaciones al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).  Entonces cabe preguntarse: ¿tales condiciones son las más favorables para uno?

Adentrarse en el conocimiento de las diferentes figuras jurídicas también sirve para hacer crecer a las empresas. Algunas de ellas son:

– Franquicia.

– Joint Venture (aventura conjunta).

– Alianzas estratégicas.

– Asociaciones en participación.

– Outsourcing (subcontratación).

– Nóminas.

En el ámbito financiero, Sánchez Molina aseguró que la planeación es determinante no sólo para fomentar el desarrollo empresarial, sino también para evitar gastos innecesarios, aprovechar oportunidades, brindar un mejor servicio a los clientes, evitar adquirir compromisos bancarios a los que no se puede responder, etc.

Por eso,  recomendó obtener asesoría de especialistas en la materia, pero también señaló que por sí mismos, los empresarios deben estar en una búsqueda constante de productos y servicios ideales para su negocio.

Una última opción que indicó el conferencista fue aprovechar las alternativas financiero-fiscales otorgadas por el gobierno, tales como:

– Reducción de impuestos.

– Extensiones.

– Convenios a plazos.

– Subsidios.

– Compensaciones.

Karina Hernández Barrera

Deja un comentario