Festejos patrios impulsaron ventas de PyMEs

Agencias de viajes, restaurantes, hoteles y medios de transporte terrestre que operan en el Distrito Federal, fueron los giros más beneficiados con la derrama económica producida tras la conmemoración del Bicentenario de la Independencia nacional. 

Así lo indicó José Luis de la Cruz, director del Centro de Investigación en Economía y Negocios del Tecnológico de Monterrey Estado de México (ITESM), al explicar que la Ciudad de México es el lugar donde se concentran los mayores esfuerzos para las celebraciones.

Las ganancias producidas beneficiarán en gran parte a las micro, pequeñas y medianas empresas, ya que tienen una importante participación en las industrias favorecidas.

Sobre este asunto, Rafael García, presidente de la Asociación de Hoteles de la Ciudad de México (AHCM), informó que en promedio de alcanzó una ocupación de entre 90 y 100% en las zonas adyacentes al centro histórico del DF.

“En los hoteles aledaños a Paseo de la Reforma la ocupación se estima llegó a 85%, ya que por ahí pasaron desfiles y algunos otros eventos de celebración”; mientras que en los hoteles cercanos al punto de festejo se calcula un lleno de hasta el 70%, detalló García.

De los hoteles que se vieron beneficiados, más del 50% tiene menos de 50 habitaciones, lo cual indica un impulso al sector microempresarial, agregó.

Mientras tanto, Jorge Hernández, presidente de la Asociación Mexicana de Agencias de Viaje (AMAV), señaló que estas celebraciones contribuyeron para que al terminar 2010, las empresas en este giro registren un aumento de 10% en sus ventas.

Lo anterior puede traducirse en una derrama económica por hasta 16 mil millones de pesos, que beneficiarán al 95% de las agencias de viajes mexicanas, quienes en su mayoría son empresas micro, pequeñas o medianas.

Según datos revelados por Miguel Torruco, presidente de la Confederación Nacional Turística (CNT), “los negocios restauranteros y hoteleros en la festividad del Bicentenario registraron niveles de ocupación superiores al año pasado”.

Así, las PyMEs, que representan alrededor de 90% de las entidades económicas de la industria turística, “absorberán un porcentaje elevado de la derrama por las festividades”.

Otro sector favorecido con las celebraciones del Bicentenario es el artesanal. Hasta la primera semana de septiembre, la venta de artículos mexicanos típicos alcanzó la cifra de 400 mil pesos.

En la primera semana “alcanzamos un 33% de nuestras metas del mes, ha habido un incremento en la compra de piezas, tanto de conjuntos artesanales de años anteriores como de piezas muy específicas de la temporada, como el sombrero de charro, rebozos, corbatas, etc., aunque esta vez ha habido mucha venta de piezas conmemorativas”, afirmó Rafaela Luft Dávalos, directora general del Fondo Nacional para el Fomento de las Artesanías (Fonart).

Pese a dichas cifras, lugares como el mercado de Artesanías de la Ciudadela (DF), donde se ubica la concentración más grande de venta artesanal en el país, no corrió con la misma suerte.

Algunos locatarios han señalado que sus ventas se redujeron con el término del periodo vacacional, pues la afluencia turística bajó y con ella, su principal fuente de consumidores.

Con información de elempresario.mx

Karina Hernández Barrera

Deja un comentario