Cumple con tu declaración anual de impuestos

Desde el 1 de febrero y hasta el 30 de abril, las personas inscritas en el Registro Federal de Contribuyentes (RFC) pueden acudir al Servicio de Administración Tributaria (SAT) para realizar su Declaración Anual de Impuestos. Si todavía no lo has hecho y tienes dudas sobre el método a seguir, a continuación te decimos todo lo necesario para cumplir con el trámite.

En primer lugar, debes verificar si tu Régimen Fiscal y las características de tus ingresos te obligan a cumplir con dicho requisito. De acuerdo con la Comisión Nacional para la Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), deben presentar la Declaración Anual quienes:

– Trabajan bajo el régimen de honorarios, es decir, aquellos que prestan sus servicios profesionales de manera independiente.

– Rentan locales comerciales, casa habitación o cualquier otro bien inmueble.

– Tengan un negocio de abarrotes, farmacia, refaccionaría, vinatería o fábrica.

– Registren ingresos mayores a 400 mil pesos.

– Adquirieron algún bien (terrenos, equipos de oficina, transporte).

– Tuvieron dos patrones en el año.

Si encajas en el perfil, asegúrate de reunir la siguiente documentación:

• La constancia de percepciones y retenciones que te debe dar tu patrón.

• Los comprobantes (facturas o recibos) de los gastos personales que vayas a deducir.

• Tu clave de RFC de 13 dígitos y tu CURP de 18 dígitos.

• Firma Electrónica Avanzada (FIEL) vigente o tu Clave de Identificación Electrónica Confidencial actualizada (CIEC) si va a presentar tu declaración por internet.

• Número de cuenta CLABE (Clave Bancaria Estandarizada) a 18 dígitos si te resulta saldo a favor y deseas la devolución.

• De realizar tu declaración en papel, necesitas la forma fiscal 13-A por duplicado, o la forma fiscal 13 si además de salarios percibiste ingresos por enajenación de bienes, por adjudicación de bienes e intereses y la suma de todos los ingresos no rebasó los 400 mil pesos.

Recuerda:

Hay tres formas de hacer tu declaración:

• Vía internet puedes realizarla mediante el programa DeclaraSAT 2011, que es un sistema electrónico habilitado por la autoridad fiscal para elaborar y presentar la declaración anual de personas físicas correspondiente al ejercicio fiscal 2010 (descárgalo e instálalo en la computadora de tu casa).

• A través de la Declaración Automática, dentro de la página web del SAT.

• De forma presencial en alguna oficina central del SAT.

Considera que puedes tener gastos deducibles de impuestos. Algunos de ellos son:

– Honorarios médicos, enfermeras y dentales.

– Gastos hospitalarios, prótesis, análisis y estudios clínicos, lentes ópticos graduados.

– Gastos funerarios.

– Primas por seguros de gastos médicos.

– Donativos a instituciones autorizadas.

– Gastos por el transporte escolar obligatorio.

– Intereses reales derivados de créditos hipotecarios para su casa habitación.

– Aportaciones complementarias al SAR (Afore).

– Depósitos en cuentas personales especiales para el ahorro, pago de primas contratadas de seguro que tengan como base planes de pensiones y la adquisición de acciones de sociedades de inversión.

– Impuesto local sobre ingresos por salarios y en general por la prestación de un servicio personal subordinado.

Si vas a presentar tu declaración por internet y tienes dudas sobre cómo hacerlo, aprovecha el  simulador de la declaración automática en la página del SAT (www.sat.gob.mx). Haz click en la categoría “Oficina Virtual”, eligiendo la opción de persona física y despeja tus incógnitas.

Con información de Condusef

Karina Hernández Barrera

Información relacionada

[tubepress views=”false” title=”false” length=”false” video=”VpUhRcPQdBc”]

Deja un comentario