Compite con valor agregado

Ante la incesante apertura de centros comerciales, tiendas de conveniencia y grandes almacenes, resulta cada vez más difícil para los pequeños negocios diseñar estrategias que superen los precios bajos y ofertas permanentes de su competencia. Esta situación convierte al Valor

Agregado en un factor indispensable para la supervivencia de las MiPyMEs, ya que a través de él se genera lealtad entre los clientes.
¿A qué se refiere dicho concepto?

El Valor Agregado describe el beneficio extra que un producto, servicio, marca o negocio, ofrece a los consumidores para que lo acepten más fácilmente, aunque signifique un mayor costo.

Aplicar este concepto requiere analizar qué se puede aportar a los clientes para obtener su lealtad, es decir, mantener su preferencia frente a los competidores.

Para lograrlo, primero es necesario analizar la situación actual del mercado: identificar el perfil de los clientes, conocer sus necesidades, detectar qué aspectos de la competencia los colocan en posición de ventaja (productos, precios, promociones, publicidad, etc.), entre otros aspectos.

Con los resultados del examen, el siguiente paso es diseñar estrategias que permitan anticiparse a los requerimientos del consumidor, superando, al mismo tiempo, a las demás empresas que ofrecen los mismos productos y/o servicios.

Si bien, existen diferentes herramientas que permiten a un empresario realizar todo este proceso de forma individual, para obtener mejores resultados siempre es mejor contar con el apoyo de especialistas en el tema, por ello, el Comité Nacional de Productividad e Innovación Tecnológica (Compite) diseñó el curso titulado “Cómo dar valor agregado a su cliente”, mediante el cual busca sensibilizar a los dueños de MiPyMEs respecto a la importancia de ofrecer calidad y diferenciación en el servicio que ofrecen.

Durante la capacitación, los participantes conocen las herramientas básicas de mejora continua, que les permiten detectar áreas de oportunidad para elevar su competitividad. Con dicho objetivo, el curso aborda los siguientes temas:

• Herramientas básicas para la competitividad
• Enfoque al cliente
• Liderazgo
• Participación del personal
• Enfoque a procesos
• Sistema enfocado a la gestión
• Mejora continua.
• Toma de decisiones basada en hechos

Todos ellos para identificar, conocer y servir al cliente, de cuya lealtad depende la permanencia de las empresas.

El curso tiene una duración de ocho horas y un costo de mil 387 pesos por persona. Los interesados pueden consultar horarios y fechas en la página de Compite.

Karina Hernández Barrera

[tubepress views=”false” title=”false” length=”false” video=”jHzjIbv33ZE”]

Deja un comentario