Herramientas PyME en el celular

Llevar información confiable y especializada a micro, pequeñas y medianas empresas en toda la región latinoamericana es el objetivo de SME Toolkit que en México fue desarrollado como una iniciativa del Instituto PyME  y la Corporación Financiera Internacional del Banco Mundial que hoy anuncia su disponibilidad en los teléfonos celulares.

Esta herramienta presenta tecnologías y recursos de manera que el sector PyME pueda acceder a soluciones que hasta hace poco sólo estaban disponibles para las grandes empresas.

Ahora, con la visión de crecer su alcance, SME Toolkit lanzó su versión móvil desde la cual los usuarios podrán visualizar de manera gratuita a los mismos contenidos y herramientas disponibles en internet que buscan incrementar su competitividad.

Entre las opciones disponibles se encuentran artículos y consejos de diversas temáticas de interés para el sector redactadas por reconocidas empresas como Microsoft, Google o Visa compañía de quien te compartimos sus recomendaciones para la adopción  de estrategias para emergencias.

Visa explica que todas las organizaciones pueden verse afectadas por lo inesperado como una crisis económica, un desastre natural o una baja casi inexplicable en ventas, situaciones difíciles de predecir pero que deben enfrentarse con estrategias claras pues la actitud adecuada y cierta flexibilidad en la planificación pueden evitar que una crisis temporaria se convierta en un motivo para que el negocio caiga en picada.

Entre los factores a tomar en consideración está un clima comercial desfavorable que conlleva un retraso en el cobro de las cuentas por cobrar y un exceso de inventario consecuencia de la baja en ventas.

La compañía recomienda actuar rápidamente cuando se presentan éstas crisis financieras, esto incluye no descuidar las cuentas por cobrar ni el inventario, e intentar mantener los niveles de ventas y el pago de sueldos dentro de los parámetros adecuados.

Sobre evitar que los problemas de flujo de caja de un proveedor se trasladen a su empresa, recomienda sencillamente buscar otro proveedor, adoptar una actitud de tolerancia cero ante cualquier empresa de su red que se esté desmoronando para evitar que los problemas de los proveedores se conviertan en su problema. En caso de no querer romper relaciones comerciales el consejo a seguir es mantener una supervisión de la empresa por medio de información actualizada y exacta.

Otras recomendaciones dictadas por Visa son:

• Vuelva a evaluar los costos variables y los gastos discrecionales.

En tiempos de crisis, debe rediseñar totalmente su presupuesto y evaluar todas sus actividades, todo lo que está sucediendo y todo lo planificado. Debe revisar en detalle los gastos variables y encontrar la manera de reducirlos.

• Reduzca los gastos de personal mediante la subcontratación.

Los propietarios de pequeñas empresas se encuentran muy restringidos por los gastos del personal. De ser posible, intente subcontratar cuando el volumen de ventas decaiga. La subcontratación puede proporcionarle una capacidad adicional sin los problemas que implican la suspensión de personal y los costos que ello conlleva.

• Reduzca la cartera de clientes.

Esta sugerencia puede parecer ilógica, pero, en ocasiones, contribuye a reevaluar su cartera de clientes y, en particular, a detectar aquellos que tienen cuentas impagas desde hace un largo tiempo. Lo menos aconsejable en este momento es tener un déficit significativo en los ingresos.

• Reduzca las existencias.

Ahora es el momento adecuado de considerar las áreas de productos marginales y decidir si es necesario reducir el inventario.

• Solicite ayuda.

No tema solicitar ayuda, en especial a los empleados, clientes o proveedores que han demostrado lealtad. Es posible que los empleados hagan concesiones o propongan sugerencias que lo ayudarán a atravesar la crisis. Lo mismo se aplica a los clientes y proveedores que desean que usted siga operando comercialmente.

• Considere la posibilidad de ofrecer descuentos.

A veces, la única manera de no bajar la persiana es reducir las comisiones y los precios. No estamos sugiriendo una reducción indiscriminada y permanente, sino ofrecer un único descuento importante para algunos artículos; por ejemplo, bajar el precio del menú de sándwiches o hacer un único descuento en champús para perros.

• Busque soluciones de financiación a corto plazo.

Los programas de tarjetas de crédito, con la flexibilidad y las soluciones de financiación que ofrecen, pueden ser una estrategia a corto plazo en épocas difíciles. Además, estos programas ofrecen descuentos y beneficios por la lealtad del cliente.

Ariadna Cruz

[tubepress views=”false” title=”false” length=”false” video=”tNkOiLDO3qk”]

Deja un comentario