Educación y acceso a capital claves, para competitividad de PyMEs

De acuerdo con la quinta edición del UPS Business Monitor Latin America (BMLA), estudio auspiciado por UPS, las opiniones de los ejecutivos de pequeñas y medianas empresas están notoriamente divididas respecto a si el gobierno puede desempeñar un rol importante al fomentar la competitividad entre las empresas. La mitad de las PyMEs encuestadas cree que las regulaciones gubernamentales son favorables para sus empresas, mientras que la otra mitad respondió lo contrario.

La diferencia de opinión se basa en el tamaño de las PyMEs y en el nivel en el cual las compañías participan en el comercio mundial. Las PyMEs que tienen entre dos y nueve empleados y que no participan en el comercio mundial son las que dijeron verse más impactadas por las regulaciones gubernamentales. Asimismo, los ejecutivos identificaron la educación y capacitación seguida de acceso a capital como las áreas clave en las que los gobiernos deben enfocar esfuerzos para alentar la competitividad.

“Los empresarios están demandando un papel más activo por parte de sus gobiernos en aspectos como educación y capacitación, así como proveer el acceso a capital, aspectos que son vitales para fomentar la competitividad”, dijo José Acosta, Presidente de Operaciones en  América Latina y Asuntos Gubernamentales para UPS Región de las Américas. “Los ejecutivos latinoamericanos opinan que el gobierno debe apoyar sus esfuerzos y trabajar en conjunto con la comunidad de las PyMEs para llevar a la región al siguiente nivel”.

El papel de la tecnología y los medios sociales

La encuesta también reveló que los ejecutivos encontraron que la adopción de tecnologías de la información es uno de los aspectos más importantes que contribuyen a la competitividad. Las PyMEs han visto que el servicio al cliente es el área de negocio que más ha mejorado gracias a la incorporación de nuevas tecnologías.

“No cabe duda que el Internet se ha convertido en un importante aliado para que las PyMEs puedan crecer y explorar otros mercados, especialmente en el extranjero”, dijo Eduardo Gamarra, profesor de política latinoamericana y el Caribe en la Universidad Internacional de Florida. “La tecnología desempeñará un papel todavía más importante en el futuro de América Latina, lo cual es una excelente noticia, debido a la necesidad que existe de reducir la brecha tecnológica en la región”.

En años recientes, los medios sociales continuaron creciendo de forma exponencial en la región. De acuerdo con el BMLA, los ejecutivos latinoamericanos usan redes sociales, Facebook y Twitter principalmente, para comunicarse con clientes y proveedores.

Aunque las PyMEs en  América Latina han visto los beneficios que la tecnología ofrece a sus negocios, aún se enfrentan a algunos retos como conectividad a Internet inadecuada y otros problemas relacionados con la seguridad, tales como virus y correo electrónico no deseado.

Redacción

Deja un comentario