Ya elegí una franquicia ¿Y ahora?

Ahora que ya te decidiste por un concepto y ya adquiriste, o estás por adquirir una franquicia, es importante que tomes en cuenta los documentos que debes recibir, así como los costos asociados a tu decisión. Te presentamos algunos consejos al respecto.

Los documentos que el franquiciante debe entregarte luego de la firma del contrato son: los manuales (know-how), el plano de zonificación (si la franquicia adquirida lo requiere), el proyecto de construcción, remodelación o adaptación de local, la factura por el pago de la cuota inicial de franquicia, el programa de capacitación y adiestramiento y por supuesto, un ejemplar del contrato de franquicia.

Es de destacar que la cuota inicial se otorga para cubrir los gastos generados por las primeras reuniones, evaluación del punto de venta propuesto por el prospecto, impresión de todas las copias de los manuales, impartición de los cursos de capacitación, asistencia técnica en obras de remodelación, construcción o adaptación de locales, contacto con proveedores, equipo necesario y materia prima, gastos legales realizados para la firma y registro del contrato de franquicia.

A fin de compensar la asistencia técnica continua a la que se obliga el franquiciante y el esfuerzo que ha representado en tiempo y dinero posicionar la marca y concepto es que se establece un pago de regalías. Aunque existen algunas que no contemplan este pago, se trata de franquicias de distribución en las cuales la compensación a la asistencia técnica está implícita en el costo de producto que distribuyen.

En muchos casos se paga además una cuota de publicidad para mantener la presencia de marca en los medios adecuados, elemento vital para el éxito de la franquicia. En algunos casos esta cuota se divide en dos partes: institucional y regional. La regional o local se destina al esfuerzo publicitario que el franquiciatario debe realizar en su propia zona, para reforzar la imagen de su punto de venta. La institucional reúne el esfuerzo de todos los franquiciatarios para llevar a cabo un plan de publicidad que permita posicionar la marca.

Cuando tengas tu franquicia no temas innovar, será necesario que hagas consultas pues no te estará permitido cambiar el concepto general, sin embargo existen casos en que el franquiciatario ha dado nueva vida a la empresa, tal es el caso de la Cajita Feliz de McDonald’s, que no fue creada en el corporativos sino en una de sus franquicias

Ariadna Cruz

Deja un comentario