3 aspectos fundamentales para obtener un financiamiento

Las instituciones crediticias toman  en cuenta tres aspectos fundamentales al momento de otorgar un financiamiento a quien lo necesita. En primera instancia  evalúan la capacidad de pago, además de conocer  la voluntad de pago y por último calcular la viabilidad del proyecto a desarrollar, así lo indica José Manuel González, director de Negocios de Te Creemos, Financiera Popular.

Si por cualquiera que fuera la razón de obtener un crédito, por ejemplo  para crecimiento en la integración de maquinaria para tu empresa, comprar mercancía, adquirir un inmueble o ampliar la fábrica, González nos brinda los siguientes puntos para obtener un financiamiento a través de una entidad financiera como la que representa.

1.-La capacidad de pago se determina midiendo la generación de flujo de efectivo, por ello es importante para una empresa vender, pero es más importante cobrar. Compañías o profesionales independientes e incluso comerciantes tienen  cuentas por cobrar altas y no las pueden traducir en efectivo, por lo cual podrían enfrentar problemas involuntarios para cumplir con sus compromisos, convirtiendo su capacidad de pago en una inconstante a lo largo del año, pero lo importante es calcular esa variable incluso en las temporadas bajas.

2.-La voluntad de pago se medida en principio consultando el historial crediticio del empresario. Es probable pensar que si ha pagado puntualmente sus préstamos anteriores, tendrá la convicción de hacerlo en un futuro, pero quienes tienen poca historia con créditos o de plano, no tiene experiencia, serán evaluados con más cautela, seguramente les será puesta a prueba su voluntad de pago, quizá con montos de crédito más conservadores o mejores garantías. Las financieras suelen solicitar referencias para obtener una opinión “externa” de comportamientos anteriores. Es común que consulten la opinión de proveedores o arrendadores sin previo aviso.

3.-Finalmente, si se deduce buena voluntad y capacidad de pago, el proyecto a invertir tendrá que tener sentido. Los préstamos deberían poder ser pagados, aún y cuando el nuevo proyecto no tenga el éxito esperado. Algunos proyectos nuevos pueden comprometer la capacidad de pago actual, por ejemplo, abrir una nueva sucursal que no genere el beneficio esperado podrá ocasionar gastos mayores para mantenerla operando, sin los ingresos adicionales.

Para  obtener un crédito el interesado deberá cumplir con los siguientes requerimientos: Identificación oficial,  CURP, RFC, comprobante de domicilio reciente, relación patrimonial (breve balance de estado de pérdidas y ganancias), copias de documentos que amparen las garantías (en su caso),  tener en  orden (tenencias pagados, inmuebles registrados, etc.) y eventualmente algunas proyecciones del proyecto en ciernes.

Además que para  comprobar ingresos en el caso de ser una PyME o profesionistas independientes, para quienes contabilizan de manera confiable sus negocios, estados financieros recientes y estados de cuenta bancarios; para  quienes no utilizan los estados financieros para tomar decisiones, se sugiere tener notas de compra a proveedores, facturas o notas de venta, reporte de valuación de inventarios, relación de clientes,  relación de bienes tanto del negocio como personales.

Las empresas deberán adicionar documentación corporativa como acta constitutiva, actas de  asambleas, documentación fiscal (RFC, declaraciones, etc)

El experto indica que construir un historial crediticio positivo está basado en pagar siempre a tiempo y  la totalidad de la cuota, de incurrir en intereses moratorios, habrá que cubrirlos, de lo contrario se reflejará como un atraso, por tratarse de una cuota incompleta.

Para mayores informes www.tecreemos.com o al 01 800 400 22 33 (lada sin costo)

Adriana Maass Saad

Deja un comentario