El financiamiento inteligente crece tu negocio

Una de las formas más rápidas de crecer el negocio está basada en el financiamiento, así es como empresas públicas levantan deuda por ejemplo en la Bolsa de Valores, aunque con un esquema diferente; pero sí nuestra micro o pequeña empresa tiene un nuevo cliente que demanda mucha producción se requiere obtener un crédito  a fin de comprar la maquinaria necesaria y cumplir el contrato de servicios.

En opinión de José Manuel González, director de Negocios de Te Creemos, se financia el crecimiento y este puede darse al adquirir una nueva máquina para producir más o mejor. El costo de una máquina puede ser alto y difícilmente se puede contar con los recursos en tesorería para adquirirla al contado, pero de tenerse los recursos, la pregunta sería: ¿Valdría la pena sacrificar la liquidez de la empresa por una adquisición de largo plazo? ¿La empresa podría afrontar quedarse sin efectivo?

Para el experto en financiamiento, la compra de maquinaria, además, normalmente requiere de inversiones relativas a por ejemplo, construir una zapata para su implantación, adquirir materia prima e insumos para su funcionamiento, disponer de recursos de capital de trabajo necesarios durante etapas de pruebas y hasta que se inicie la producción “vendible” es todo un reto y para ello se requiere liquidez.

 

El crecimiento puede venir en forma de maquinaria, expansión a otros puntos de venta, o bien la ampliación de las instalaciones actuales; la compra de alguna otra empresa para consolidarse, las cuales representan una oportunidad inmediata a la cual no estamos casi nunca preparados.

 

Dos razones de negocios para obtener un financiamiento:

 

Se financian sustituciones, donde se sustituyen pasivos. Por ejemplo, si el precio obtenido por un proveedor por comprarle la mercancía o insumos al contado, es razonablemente menor , de tal suerte que en conjunto con el costo de un financiamiento externo, tengan un balance positivo: adelante.

 

Se pueden sustituir pasivos donde es  muy común ver a los micro, pequeños y hasta medianos empresarios financiar su operación con las tarjetas de crédito, porque no tienen acceso a otras fuentes, y no podemos indicar que  es lo mejor, pero sí  es lo único con lo que cuentan.

Conseguir un financiamiento que logre, abaratar la carga financiera y a la vez darle certeza al empresario, respecto del plazo de redención del crédito, siempre será benéfico. Es una forma de optimizar los gastos. Es equivalente a pagar menor renta, señala González.

Para mayores informes www.tecreemos.com o al 01 800 400 22 33 (lada sin costo)

Adriana Maass Saad

Deja un comentario