Personal temporal ¿hasta dónde?

Un tema que a todos los empresarios nos preocupa, ya sea un negocio pequeño o mediano es un tema que afecta y esto es la necesidad de contratar eventualmente personas para tareas que definitivamente no ocupan un puesto fijo en nuestro empresa.

El primer pensamiento que nos viene a la mente, es el riesgo de contraer responsabilidades legales y laborales que no estamos obligados a cubrir. Es esto lo que genera la primera de las intranquilidades que nos afectan, en un país como el nuestro donde las demandas laborales surgen a la orden del día, es natural que como empresarios, tengamos un recelo a recibir una llamada oportunista de un abogado que busca un arreglo para indemnizar, muchas veces injustamente, a alguien que trabajó por un breve tiempo con nosotros y para realizar una tarea temporal y definida.

En realidad, esto no debe preocuparnos mas de la cuenta. En México existe ya, un sin número de esquemas perfectamente operables dentro de la ley que facilitan  a que, los empresarios serios y respetuosos, puedan obligarse a una relación temporal con regulaciones justas y claras desde el principio. Estos mecanismos no son difíciles de entender, sin embargo, vale la pena listar algunas ideas que seguramente facilitarán en mucho esta tarea:

  1. Definir por escrito, con alcances claros y acotados, el trabajo tiempo y remuneración que la persona recibirá por su labor
  2. Establecer mediante un contrato por escrito, que los trabajos inician y terminan con ese alcance y que este está negociado y aceptado por ambas partes
  3. Incluir notas y leyendas referentes a la no obligación laboral permanente, máxime cuando la persona a contratar tenga otras actividades y negocios con empresas distintas a la nuestra
  4. Enviar el formato para una revisión de un abogado laboral que deberá dar su opinión legal al documento para asegurar que esta al amparo de la ley federal del trabajo
  5. 5.       Firmar de común acuerdo el documento, ejecutar los trabajos y dar formalmente por terminada la relación documentando el proceso

Hoy es cada vez mas importante atraer personal por tiempo determinado, por trabajos cortos o por un proyecto especial, ser competitivo lo requiere, pero también es ya una práctica poco ortodoxa y muy común aprovechar esos esquemas por parte de empresas de bajo valor moral, para afectar a personas que merecen justamente una compensación laboral, la línea entre estas dos acciones es delgada, sólo los valores y honestidad de ambas partes sacarán adelante el resultado esperado.

Debemos cuidar las formas pero mas aún, el generar empleo, pagar lo justo y obtener a cambio la calidad profesional y técnica de aquellos a quienes confiamos nuestro negocio, creemos firmemente que seguir estos pequeños pasos ayudará mucho a nuestro México, a nuestra gente y al desarrollo de más y más empresarios exitosos.

Por Jorge Peláez Linares

Ser.mas.com

Deja un comentario