Iniciar una empresa en el otoño de tu vida

emprende a cualquier edadHace días tuve la valiosa oportunidad de conversar con un emprendedor con una energía impresionante, una persona con un talento para los negocios y para el diseño de soluciones disruptivas orientadas al sector en el que su empresa se desarrolla.

Cuando me platicó de su proyecto emprendedor, lo hacía con una pasión y entrega, como si la vida le fuera en ello, las soluciones que presenta al mercado y que se encuentran en fase de desarrollo son verdaderamente novedosas y visionarias, tanto que ha recibido invitaciones de muy diversos inversionistas y fondos para que considere la creación de una empresa con participaciones económicas compartidas.

La verdad es que cuando uno escucha historias como estas, inmediatamente le vienen a la mente jóvenes muy talentosos, con un gran espíritu y ánimo de innovar y de emprender proyectos que revolucionen la industria, pero la verdad de esta historia es que el emprendedor del que les cuento, rebasa los 60 años de edad.

“si usted está en la condición de ser una persona de 50 años o más debe saber que no está solo, que no es único y que la oportunidad de emprender, no tiene edad.”

Con una energía y un talento excepcionales, el emprendedor del que platico, ha logrado iniciar una empresa que tiene además una característica fundamental y que es la base del proyecto: la experiencia.

Así he tenido la oportunidad de conocer distintos emprendedores que rebasan los 50 años, y todos ellos tienen como aliado fundamental los años que llevan en alguna empresa, en algún sector o habiendo intentado iniciar empresas en el pasado, que tal vez fracasaron pero que les dejó una serie de aprendizajes clave para que hoy en día pueda sentirse orgullosos de su talento.

Piénsalo bien, es la edad ideal para emprender, pues se conjugan una serie de factores clave que le brindan más posibilidades de éxito al esfuerzo emprendedor.

Algunos de los aspectos relevantes a resaltar, de un emprendedor de más de 50 años:

1.-Disciplina. Los emprendedores a la edad de 50 años o más, generalmente son personas que ya han recorrido una trayectoria profesional importante, por lo cual saben que los negocios, en ocasiones requieren de mucha seriedad y dedicación, por ello imprimen disciplina a sus acciones. Pocas veces llegan tarde a una reunión con un cliente o proveedor, desde temprano están trabajando y se esmeran hasta lograr los objetivos.

2.-Relaciones sociales. Un emprendedor entrado en los 50 o más, es una persona que por su recorrido profesional, cuenta con una red de contactos y amistades que le pueden ser fundamentales en sus esfuerzos empresariales. Generalmente son personas muy respetadas en el medio en el que se desenvuelven y saben manejar muy bien las relaciones públicas para beneficio propio y de la otra persona.

3.-Experiencia. Como ya se indicó al principio de este texto, la experiencia es una de las claves del éxito de este tipo de emprendedores, ya que los conocimientos adquiridos a lo largo de los años les brindan una posibilidad única de aplicarlos a la solución de problemas. Esta es una ventaja competitiva clara que solo se adquiere con el tiempo.

4.-Paciencia. Si bien es cierto que los negocios hoy en día se mueven muy rápido, y que la vida en la sociedad aún más, también es verdad que los buenos negocios son proyectos a largo plazo que se construyen poco a poco y casi nunca de la noche a la mañana. Un emprendedor de más de 50 años sabe esto con gran certeza y en consecuencia tiene la habilidad de esperar, de ser paciente y de saber que la espera es parte del proceso de los negocios.

Sin embargo, también es verdad que no todo es maravilloso en el caso de los emprendedores de más de 50 años, pues existen algunas condiciones que pueden significar áreas de oportunidad para mejorar. Por mencionar algunas:

1.-Paradigmas. Hoy en día los negocios requieren de visiones que permitan la ruptura de paradigmas, y algunas veces las personas de más de 50 años, pueden tener esquemas muy anquilosados que no les permitan encontrar nuevos métodos y formas de organización que puedan ser innovadores.

2.-Manejo de equipos de trabajo. Esta condición algunas veces va de la mano de los fuertes paradigmas arraigados que la persona puede tener, lo que provoca que el manejo de los equipos de trabajo sea de acuerdo a los esquemas laborales clásicos, cuando hoy en día, fenómenos como el trabajo móvil, los horarios flexibles y las condiciones económicas variables, son la condición que rige al mercado, lo cual puede representar un reto para el paradigma del emprendedor de más de 50 años.

3.-Uso de la tecnología. Hoy en día el uso de elementos tecnológicos como parte de la vida cotidiana y laboral, es un común denominador, lo que obliga a que un emprendedor sepa manejar este factor, pero en la personas mayores de 50 a veces esto representa un reto, que se debe enfrentar.

No es posible generalizar que todos los emprendedores mayores de 50 años tengan estas ventajas y estas áreas de oportunidad, o tampoco se puede generalizar que estas sean las únicas, cada persona es distinta, sin embargo lo importante es que el emprendedor realice una revisión propia de sus ventajas personales y les saque provecho, y que identifique sus áreas de oportunidad y trabaje en mejorarlas para convertirlas en un futuro en ventajas.

Pero si usted está en la condición de ser una persona de 50 años o más debe saber que no está solo, que no es único y que la oportunidad de emprender, no tiene edad.

Carlos Maynor Salinas Santano.

Director de Proyectos Especiales y Consultoría en CamBioTec

 

Tal vez también te interese

Claves para abrir tu propio despacho

One thought on “Iniciar una empresa en el otoño de tu vida

Deja un comentario