Disrupción Digital: Nueva Forma de Hacer Negocios e Innovar

Por Rolando Garay

  • 36% de las empresas encuestadas cuenta con una estrategia digital en una o más de sus unidades de negocio y únicamente 8% tiene una que abarque a toda la empresa.
  • Las empresas que no adopten tecnologías revolucionarias están destinadas a ser menos competitivas.

Actualmente, las tecnologías revolucionarias (ej. redes sociales, telefonía móvil, Data&Analytics y cómputo en la nube) redefinen los productos, servicios y mercados y transforman la forma en que se dirigen o gestionan las empresas. Algunas empresas como Netflix y Amazon han cambiado las reglas del juego en sus industrias y han transformado la forma de consumir productos y servicios.

Una reciente encuesta global realizada a los asesores de las diversas firmas miembro de KPMG International, red de firmas multidisciplinarias que proveen servicios de Auditoría, Impuestos y Asesoría, descubrieron que a la mayoría de las compañías representadas les preocupa el tema de la disrupción digital, pero pocas son las que están debidamente preparadas para hacerle frente.

“Si bien la disrupción digital puede ser una amenaza para los negocios actuales, también crea oportunidades”, comenta Rolando Garay, Socio Líder de Asesoría en Tecnologías de la Información de KPMG en México. “Las organizaciones que no estén inmersas y adopten tecnologías revolucionarias están destinadas a perder competitividad y les será muy difícil recuperar terreno conforme avance la tecnología”.

Al igual que en el resto del mundo, en México la disrupción digital ha acelerado la innovación y ha cambiado las reglas del juego en muchas industrias (ej: Servicios Financieros, Telecomunicaciones, Retail, entre otras). Las nuevas tecnologías han puesto a disposición del mercado nuevos productos y servicios; este cambio de modelo ha dado mucho más poder al consumidor final.

Estas tecnologías disruptivas habilitan nuevos modelos de negocio que provocan la entrada constante de nuevos competidores persiguiendo un mismo segmento de mercado. Los nuevos competidores pueden llegar de cualquier parte en el momento menos esperado.

Creación de una estrategia digital a nivel empresa

Las empresas que han aprovechado favorablemente las tecnologías disruptivas, han creado nuevos y mejores productos que sus competidores; han penetrado nuevos mercados y han estrechado las relaciones con sus clientes existentes.

Muchas organizaciones dicen que uno de los mayores retos en relación con la transformación digital es determinar por dónde empezar. Sin un plan estratégico, es fácil que la empresa se desvíe en muchas direcciones a la vez, diluyendo la inversión y debilitando las capacidades del equipo.

No obstante, 36% de las empresas representadas en la encuesta de KPMG cuenta con una estrategia digital en una o más de sus unidades de negocio. Solo 8% tiene una estrategia digital que abarque a toda la empresa.

El diseño de una estrategia implica definir qué significa ‘disrupción digital’ para la organización en todos sus niveles, enumerando las amenazas y las oportunidades y creando un plan para afrontar los retos de implementación.

Deja un comentario