Acaba con el síndrome post-vacacional

sindrome-post-vacacional1Hace unas semanas inició el ciclo escolar 2015-2016, en donde regresaron millones de estudiantes. En estas vacaciones muchos padres de familia aprovecharon para pasar tiempo con sus hijos, por lo que para ellos también terminó el periodo vacacional, lo cual puede provocar un desajuste para readaptarse a las jornadas laborales o como se le conoce: síndrome post-vacacional.

“Existen soluciones para evitar la depresión post-vacacional, para que así aumente la motivación y los logros en el trabajo.”

Este síndrome se caracteriza por sufrir cansancio, fatiga, somnolencia, dolor de cabeza, falta de concentración, apetito, dolores musculares o molestias gástricas; estos síntomas afectan el rendimiento de los trabajadores ya que su productividad disminuye.

De acuerdo a una investigación de Regus, se descubrió que existen soluciones para evitar la depresión post-vacacional, para que así aumente la motivación y los logros en el trabajo. Mediante una encuesta a nivel global, se observó que cuatro de cada diez empresas que adoptaron diversas prácticas de trabajo flexible han experimentado una mejora en su productividad, además el 80% de los encuestados, consiguieron una mayor conciliación de su vida personal y profesional, lo que ha incidido directamente en su satisfacción laboral.   

Debido a esto, Regus ordenó cuatro prácticas principales de trabajo flexible que hacen posible que su capital humano no resienta el síndrome post-vacacional y se reintegre a su trabajo de manera satisfactoria:

  • Mejore la conciliación de la vida laboral y personal. Para evitar efectos como la ansiedad o el estrés de los empleados, es importante ubicar a los empleados en oficinas cercanas a sus casas y clientes, con ello se permite que se produzca una satisfacción directa con el cliente y que los empleados obtengan de manera más rápida un balance entre su vida personal y profesional.
  • Reincorporarse de forma gradual. Es necesario para toda persona que regresa a su trabajo después de sus vacaciones, un periodo de readaptación. El trabajar en espacios de trabajo cómodos y bien equipados, que le permitan al profesionista interactuar con otros colegas, es una excelente forma de reintroducirse a la jornada laboral sin la necesidad de estar trabajando desde casa o desde un escritorio fijo.
  • Organizarse y coordinarse con el resto del equipo. Una vez reincorporados al trabajo es imprescindible dedicar tiempo a organizarse y reunirse con los compañeros para ponerse al día y establecer prioridades.
  • Optimizar los recursos tecnológicos. El uso de los dispositivos móviles, el cloud computing o el empleo de sistemas como la videoconferencia permiten conectarse o comunicarse desde cualquier parte del mundo. En este sentido, 79% de los encuestados afirmó que cada vez recibe más herramientas tecnológicas que posibilitan el trabajo desde cualquier ubicación.

La directora de Regus México, Mónica Catalina Cerda, explicó que “no hay un solo truco que evite los efectos de la depresión post-vacacional en los trabajadores y empresas, pero hay varias maneras de minimizarlos. Darle al empleado la posibilidad de trabajar desde un lugar de trabajo cercano a su domicilio, le permite no sólo adaptarse más rápido, sino también hace posible que la productividad no sufra a largo plazo afectando al trabajador y a la empresa.

Las soluciones de trabajo flexibles son una gran opción tanto a corto como a largo plazo, además de un excelente modo de enfrentarse a los efectos negativos de la depresión post-vacacional.

Redacción

Recuerda dejarnos un comentario

También puede interesarte:

La tecnología no evita la ‘juntitis’, pero…

Te compartimos el siguiente vídeo:

Deja un comentario