¿Cómo incrementar el control de las redes de su empresa?

2 princ

Mucho se habla de redes definidas por software (SDN) y de virtualización de funciones de red (NFV), pero ¿qué son y cómo pueden optimizar el funcionamiento de las redes globales de las compañías?

SDN permite crear una infraestructura global de red abierta y programable, que pueda ser administrada de forma centralizada. Mientras que NFV incopora funcionalidades como firewalls, proxy y aceleración, virtualizados y entregados tanto desde la red como de equipos en las instalaciones del cliente. Ambas

“A medida que la tecnología avanza, el contexto se vuelve más competitivos y que nuevos estilos de trabajo llegan a las compañías, los desafíos para la red corporativa crecen. Por lo tanto, optimizarla se vuelve fundamental para dar soporte a las necesidades actuales de las empresas y por ende garantizar un mejor servicio al cliente”

tecnologías combinadas permiten que las empresas puedan incrementar la capacidad de red bajo demanda a través de un portal de autoservicio. Además, las políticas de enrutamiento y seguridad pueden adaptarse automáticamente para hacer frente a la congestión e interrupciones de la red y a las amenazas de seguridad en tiempo real.

Pero para ver las ventajas de SDN y NFV en forma más detallada, a continuación destacamos los beneficios principales que impactan directamente en el negocio de toda compañía:

  1. Aumentar la agilidad del negocio:La flexibilidad de SDN hace que sea mucho más fácil y rápido desplegar nuevos e innovadores servicios en tiempo real, como por ejemplo aplicaciones de videoconferencia de alta definición y en la nube, sin dejar de ofrecer una experiencia de usuario consistente y de alta calidad. Plazos de entrega de equipos de función que antes se demoraban meses, pueden entregarse en tan solo minutos. Esto mejora significativamente la agilidad del negocio.
  1. Mejorar la visibilidad de la red, el rendimiento y el control de gestión: SDN otorga visibilidad, análisis y control de toda la red a través de un sencillo panel de control. Un controlador centralizado determina la mejor ruta para cada flujo de tráfico de aplicaciones. En él se evalúan los niveles de congestión en tiempo real, la salud del enlace, la prioridad de la carga de trabajo de la empresa y la calidad de servicio requerida. La capacidad de enrutar el tráfico a través de múltiples caminos aumenta la redundancia. Esto es importante ya que el costo del tiempo de inactividad de TI oscila entre $1 millón al año para una empresa de tamaño mediano y $60 millones por año para las grandes empresas, de acuerdo con un informe de IHS.

La inteligencia en el núcleo y el borde de la red se puede utilizar para ejecutar algunas tareas que son propensas más rápidamente a la latencia, por ejemplo la aceleración del tráfico. Esto ayuda a garantizar que las aplicaciones en la nube respondan correctamente y sean fáciles de usar; ayudando a aumentar la productividad de los empleados, ofrecer una gran experiencia al cliente y reducir al mínimo los costos de red.

  1. Mejorar la seguridad: La seguridad de SDN es uno de sus principales atractivos. El controlador SDN centralizado en la red central tiene visibilidad sobre los flujos de tráfico de extremo a extremo y puede detectar amenazas emergentes. En este sentido, puede cumplir las políticas de seguridad globales actualizando de forma centralizada cada sitio, mientras que un interruptor virtualizado puede filtrar y redirigir el tráfico sospechoso a controles de seguridad de capas superiores. También, el acceso basado en roles a los datos y el acceso a las aplicaciones a través de una diversidad de conexiones de transporte con diferentes niveles de seguridad se vuelve más simple al utilizar un controlador SDN de extremo a extremo. Definitivamente, este enfoque de múltiples capas de seguridad de la red, junto con visibilidad granular del tráfico y la capacidad de reaccionar en tiempo real, no puede ser igualada por las redes cableadas fijas con políticas de seguridad rígidas.
  1. Eliminar la dependencia de un proveedor: Las plataformas abiertas son clave para eliminar la dependencia de un proveedor de TI y lograr que SDN crezca. Esto permite a las empresas utilizar las soluciones de múltiples proveedores en beneficio de la competencia de precios sana y de lograr un proceso de innovación más rápido.
  1. Reducir costos: SDN cuenta con múltiples funciones de cómputo, almacenamiento y procesamiento de las materias primas de los servidores de bajo costo que permiten reducir los gastos de capital. Al mismo tiempo, la virtualización permite que una gran cantidad de tareas de configuración y administración de redes manuales pasen a ser automatizadas, reduciendo los costos de operación. Esto elimina la necesidad de desplazarse físicamente a los interruptores y los sitios de sucursales. 

Es claro que a medida que la tecnología avanza, el contexto se vuelve más competitivos y que nuevos estilos de trabajo llegan a las compañías, los desafíos para la red corporativa crecen. Por lo tanto, optimizarla se vuelve fundamental para dar soporte a las necesidades actuales de las empresas y por ende garantizar un mejor servicio al cliente.

Felipe Stutz, Director de desarrollo de negocios y soluciones de conectividad de Orange Business Services para América Latina

Recuerda dejarnos un comentario

También puedes interesarte:

¿Redes sociales o sitio web?

Te compartimos el siguiente vídeo:

Deja un comentario