¡No estoy loco, sólo estoy desconectado! 

2 princ

El efecto que puede tener el uso del Internet en los jóvenes es impactante, ya que es el nuevo atractivo de entretenimiento y es el sector quienes lo usan con más frecuencia.

Es un síntoma extremo de violencia que puede provocar la falta de conexión, o perder juegos en línea, publicaciones desagradables, etc

En la Encuesta Nacional Sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías de la Información en los Hogares (ENDUTIH) 2015, realizada en colaboración con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y el Instituto Federal de Telecomunicaciones, se dio a conocer que  en el segundo trimestre de ese año existían 55.7 millones de usuarios de computadoras y 62.4 millones utilizaban Internet en México, cifras que han ido en aumento.

La población consumidora de TI según la encuesta, el 70% de la población de entre 6 y 17 años utilizan Internet, mientras que el 76.5% de las personas de entre 18 a 34 años lo hace.

De los cuales el 88.7% lo usan para obtener información de carácter general, el 84.1% de comunican  a través de mensajería, el 76.6% acceden a contenidos audiovisuales y el 71.5% acceden a redes sociales.

El punto que preocupa a los padres de familia radica precisamente en el uso de las redes sociales, que ha sido núcleo de múltiples catástrofes y padecimientos crónicos, tomando fuerza con la aparición de los smartphones.

El 51% de los latinoamericanos cuenta con al menos una red social.

Según Gustavo Entrala, CEO de la Agencia 101, existen 5 razones por las que las redes sociales son tan adictivas: proyección de cosas positivas, reacción inmediata, relaciones sociales, sentido de reconocimiento y sentido de actividad.

Por su parte, Meriel Cuervo, vocera de la iniciativa “Para un Internet Seguro”, existen algunos trastornos psicológicos que pueden padecer los cibernautas, que incluso los pueden llevar a terminar con su vida:

  • Pérdida de memoria: la facilidad de encontrar información por medio de Internet, entorpece la memoria debido a la inmediatez y disponibilidad de los datos.
  • Problemas de interacción interpersonal: Es muy común que prefieran establecer relaciones por medio de esta vía.
  • Paranoia: Es la sensación de escuchar en cualquier momento el timbre de llamada o notificación, aun cuando no existen.
  • Depresión: Enfermedad muy ligada a la poca socialización que ha provocado la red, independientemente de la presión social que existe por este medio y la violencia a la cual se pueden enfrentar.
  • Dependencia a aparatos tecnológicos: Es la sensación de incomodidad por olvidar el celular en casa.
  • Euforia: Es un síntoma extremo de violencia que puede provocar la falta de conexión, o perder juegos en línea, publicaciones desagradables, etc.
  • Falsa percepción de la realidad: crear una personalidad e identidad totalmente distinta y llevarla a la cotidianidad por estar en contacto con un ambiente virtual.

Los extremos de los trastornos psicológicos pueden ir de síntomas muy ligeros, como empezar a olvidar pequeños datos; hasta llegar a un nivel elevado de estrés y ansiedad que lleve al individuo a dañar su vida.

Por lo que es importante establecer horarios de conexión en Internet. No se trata de prohibir, sino de informar.

Más información: En Facebook Para un Internet Seguro

Redacción

 Recuerda dejarnos un comentario                              

También puede interesarte: 

Cómo superar tu adicción a los gadgets 

Te compartimos el siguiente video: 

Deja un comentario