8 de cada 10 mexicanos afirma seguir algún tipo de dieta restrictiva 

3 princ 

Por diferentes motivos, como alergias, deseo de mantenerse saludables o convicciones personales, el 83% de los mexicanos afirma seguir una dieta especial.

Los retos para la industria y el comercio de alimentos de nuestra región son los consumidores más informados, la sensibilidad a ciertos ingredientes, más prevalencia en enfermedades crónicas, cambios de hábitos de las familias y las preferencias alimentarias regionales.

Según datos del Estudio Global de Nielsen sobre Salud y Percepciones de Ingredientes, la dieta baja en grasa es la más seguida por los mexicanos; el 67% de los encuestados desearía tener mayor oferta de productos con ingredientes 100% naturales.

Los motivos por los que las personas se interesan en la comida saludable y en hábitos de consumo sano, van desde la preocupación por el envejecimiento y la prevalencia de enfermedades crónicas.

 

Los alimentos restringidos por los mexicanos son el azúcar (38%), el sodio (35%) y los carbohidratos (32%).

Así mismo, nuestro país cuenta con más veganos y vegetarianos en América Latina.

El 24 % de los encuestados mexicanos declaro tener una dieta libre de lactosa y 20% una dieta libre de trigo y gluten, debido a que el 23% de los mexicanos afirman ser intolerante a la lactosa y 5% declaran alergia al gluten. El 14%% de los encuestados son alérgicos a los mariscos, 5% al huevo y 5% al cacahuate.

 

Sin embargo, México es el país donde más personas declaran seguir dietas motivadas por convicciones personales,como ser vegetarianas (19%), flexitarianas (15%) y veganas (9%).

Cabe mencionar que el 63% de los encuestados declaro tratar de excluir productos con antibióticos y hormonas, con conservadores artificiales 59%, con colorantes 58%, los saborizantes 57% y el 55% excluye los alimentos genéticamente modificados, pues los consideran dañinos para la salud.

 

Las expectativas del 67% de los consumidores quisieran ver más productos cuyo ingredientes sean 100% naturales, el 56% busca productos bajos en azúcar y el 54% busca los productos bajos en grasa.

 

Los retos para la industria y el comercio de alimentos de nuestra región son los consumidores más informados, la sensibilidad a ciertos ingredientes, más prevalencia en enfermedades crónicas, cambios de hábitos de las familias y las preferencias alimentarias regionales.

Redacción

Recuerda dejarnos un comentario

También puede interesarte:

Cómo llevar una dieta sana en el trabajo

Te compartimos el siguiente video:

Deja un comentario