La videoconferencia como fuente de productividad

Ante cualquier situación económica, social o política, las empresas siempre tienen la premisa de: “hacer más con menos”. Es ahí donde la tecnología juega una parte fundamental en la rentabilidad de los negocios y la optimización de procesos.

 
Por ejemplo, en el sismo del pasado 19 de septiembre de 2017 las redes sociales permitieron que la comunicación siguiera fluyendo y con ello la ayuda. Pongamos en contexto dicha situación o cualquier otro evento en el sector empresarial, donde se requiera mantenerse informado segundo a segundo para tomar decisiones importantes para la continuidad del negocio.

 
En un  plano colaborativo, elementos de comunicación como la videoconferencia permite a las organizaciones la integración de las mejores prácticas mediante reuniones donde el conocimiento ofrece la mejor toma de decisiones en conjunto; para empresas de otros mercados más desarrollados se trata de una práctica habitual con la cual hacer fluir la comunicación, despejan dudas y logran acuerdos, lo mismo puede suceder ante situaciones de capacitación por bajar costos de desplazamiento y viáticos; pero también ante desastres naturales.

Ante la duda de los PyMempresarios sobre saber sí su infraestructura permite utilizar tecnologías como la videoconferencia, existen empresas como RT4 que realizan el trabajo de diseño para saber con exactitud lo necesario para implementarla.

 
“El análisis lo hacemos a través de ciertas funcionalidades que permiten monitorear la conexión de Internet y al ancho de banda que maneja la aplicación. La tecnología que ofrecemos permite hacer una adaptación dinámica cuyo objetivo es mantener la nitidez de la imagen. Todo esto es posible gracias al Códec H264 que permite utilizar un 30% o 50% menos de ancho de banda que las videoconferencias de la competencia”, explica Jennifer Alonso, Gerente de Preventa de RT4. 

 
Esto representa para los empresarios confianza y la certeza de llevar a cabo una conferencia o junta de trabajo sin contratiempos. “Una buena experiencia para los usuarios los convierte en clientes recurrentes y ellos continuarán utilizando las soluciones de RT4”, aseguró Alonso. 

“El uso de las videoconferencias en las PyMEs ayuda a aumentar la productividad ya que se pueden realizar desde cualquier localidad, contribuye al ahorro de tiempo y dinero, pues evita los traslados, ya no es necesario que los empresarios se transporten a la oficina o que tengan que viajar para realizar una junta, lo que evidentemente reduce costos y permite tener todo el tiempo una mayor interacción con sus colaboradores y clientes” concluye la experta.

 
Ahora la distancia ya no es pretexto para estar en constante comunicación con los colaboradores, proveedores y por su puesto con los clientes. Para ello, es necesario contar con un servicio de videoconferencia que entre otras cosas permita el análisis y monitoreo de las sesiones las cuales facilitan tener un manejo avanzado de paquetes para no tener interferencia en los audios y realiza la asignación del ancho de banda adecuado para responder ante una congestión en la red y no impacte en la sesión de la videoconferencia. 

Para más información: https://www.rt4.mx/contacto.html 

Ivonne Álvarez 

Recuerda dejarnos un comentario               

Da click aquí para ver nuestra nota recomendada     

Te compartimos el siguiente vídeo:

Deja un comentario