Más de 200 startups financieras listas para operar bajo la nueva Ley Fintech

 

El rubro de los servicios financieros en los últimos años tomó auge, ahora se ofrecen a través de empresas innovadoras de tecnología, pero no ofrecían a los clientes las medidas de seguridad necesarias.

 

Sin embargo, gracias a la Ley Fintech, que tiene la función de regular la prestación de servicios financieros, ” al rededor de 200 startups competirán dentro de los próximos 10 años hasta por el 30% del mercado bancario mexicano. Aunque ya están operando, cada vez ganan más adeptos y mayor demanda de sus servicios, por lo que se tienen que ajustar a la nueva Ley, la cual busca adaptarlas y nivelarlas para proteger incluso a los usuarios”, comentó Alfredo Reyes Krafft, conocido como padre de la firma electrónica en México y, socio director en Lex Informática y Board Member Director del  Global Legal Entity Identifier Foundation (GLEIF).

 

Los nuevos modelos de negocios, como las empresas de financiamiento colectivo o las especializadas en pagos electrónicos o “Fintech” podrán probar herramientas tecnológicas en un entorno controlado, ofreciendo sus servicios a grupos pequeños de personas durante determinado tiempo, no más de dos años. Si funciona, entonces podrán pedir a la autoridad correspondiente para operar regularmente, explico Reyes Krafft.

 

De acuerdo a este panorama, el Servicio de Administración Tributaria (SAT),consideró y promovió una regulación para otorgar seguridad jurídica, integrar a las empresas fintech al régimen fiscal, proteger al usuario, evitar lavado de dinero y el financiamiento al terrorismo, además de generar controles para la operación y suspensión de estas entidades.

 

 “Entre sus principios rectores figuran el acercar el mundo de las finanzas a gente que hoy no tiene acceso, lo cual configura un principio de inclusión e innovación financiera que potencia el alcance de los bancos para que puedan alcanzar a ciertos sectores que incluyen a usuarios que no quieren acudir a un banco, o bien, para atender a los millenials, que se sienten muy cómodos en el entorno digital”, explicó Reyes Krafft, quien también visualiza que la nueva legislación promoverá la competencia entre las instituciones, buscará la protección al consumidor, promoverá la estabilidad financiera, se basará en la neutralidad tecnológica e inhibirá las operaciones con recursos de procedencia ilícita.

 

La nueva Ley incide sobre dos variables principales: las operaciones, y los equipos o tecnología con la que se va a operar. “Las operaciones financieras las regula el Banco de México, y los equipos los regula la Comisión Nacional Bancaria. Ambas entidades buscan que exista un entorno seguro para el usuario, para lo cual las empresas deberán cumplir con la obligación de informar al público tanto de las ventajas que ofrecen sus servicios, como de los riesgos. Y es que, por ejemplo, los activos virtuales son volátiles, no son una moneda de curso legal, y una vez que inician las operaciones o transacciones, ya no se pueden dar marcha atrás”, explicó Reyes Krafft

 

Para finalizar, el experto añadió que parte de los temas que se van a desarrollar durante la próxima Infosecurity México 2018, que se llevará a cabo el 24 y 25 de mayo, será la implementación de tecnología y de sistemas “que deberán ser supervisables y auditables, con esquemas de control y con la necesaria información impartida al usuario. Desde luego, el riesgo potencial existe siempre, pero es mejor contar con supervisión e implementar auditorías, además de la documentación de todo ello, y eso es un avance enorme en beneficio de la ciber seguridad en el entorno financiero”.

 

Redacción

  

Recuerda dejarnos un comentario               

Da click aquí para ver nuestra nota recomendada     

Te compartimos el siguiente vídeo:

Deja un comentario