El tráfico vial no sólo afecta a la contaminación sino también a la salud

Vivir en la Ciudad de México o en zonas urbanas con gran concentración de población, congestiones de tránsito constantemente. Esta situación no sólo genera contaminación en el aire, sino también, a la larga, consecuencias en la salud.

De acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud, los problemas más comunes son:

Se estima que de 10 casos de Alzheimer y demencia uno o dos pueden estar asociados por padecer el tráfico desordenado de la Ciudad de México.

Los gases emitidos por el tráfico están relacionados con problemas alérgicos; además del incremento de los ataques de asma y la disminución de la capacidad respiratoria.

El ruido de los vehículos provoca estrés, alteraciones del sueño y de rendimiento. También, si se expone a este tipo de ruido de manera continua, se pueden dar alteraciones psicológicas y auditivas.

Se encontró que la arteriosclerosis es la enfermedad está relacionada con la liberación de ciertas partículas de los motores vehiculares.

Los gases del diésel reducen la cantidad del oxígeno en el ambiente. Esto sumado a la contaminación sonora, dan como resultado problemas cardiacos y tensión arterial.

Diversos estudios han observado un aumento en la tasa de ingreso hospitalario y mortalidad en zonas propensas a accidentes vehiculares, específicamente en relación con el tráfico. En la Ciudad de México, se calcula que cada 9 años se duplica el número de autos, motos y camiones de carga, sumado a esto la creciente población, carencia de vialidades y hábitos de transporte.

Hoy en día, hay actores que proponen soluciones para ayudar a contrarrestar en la medida de lo posible los efectos secundarios del tráfico. Seguro X Kilómetro, compañía de seguros inteligentes para autos, estima que con la ayuda de la tecnología se pueden mejorar los hábitos de manejo; principal factor que provoca la congestión vial.

Uno de los dispositivos tecnológicos que puede fungir como factor clave es el puerto OBD II (On Board Diagnostics) que varía según la marca y año del auto, pero permite reducir factores como tiempo de uso, distancia, rutas habituales y hábitos de manejo (vueltas cerradas, frenados súbitos y acelerados bruscos).

Otra propuesta tecnológica de Seguro X Kilómetro es la implementación de PIA, dispositivo que monitorea la velocidad, recorrido y ubicación, y que representa la solución más económica y con lo último en innovación para los consumidores.

Si bien, es muy probable que el uso del coche no disminuya, lo que sí es viable es hacer de la tecnología la mejor aliada, que guíe y asesore sobre cómo mejorar la forma de conducir, que a su vez traerá diversos beneficios como la disminución del desgaste del auto y menos horas en el tráfico, que tendrán como consecuencia una mejora en el planeta y la salud de los conductores.

Redacción

Recuerda dejarnos un comentario

RECOMENDAMOS La transformación del sector salud o e-Health

Te compartimos el siguiente vídeo

Deja un comentario