La inflación continúa golpeando la economía familiar

Mes con mes, la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (ANPEC) da a conocer los resultados de su Monitoreo de Precios a Productos de la Canasta Básica en el que sistemáticamente se contemplan 24 productos que son los más demandados durante la segunda quincena de septiembre y la primera de octubre.

Esta pulsación de mercado realizada en más de 200 puntos de venta, arrojó los siguientes datos:

El jitomate mantiene un aumento sostenido de 11.6% promedio en los siete estados donde se realiza el sondeo, Ciudad de México, Estado de México, Guanajuato, Hidalgo, Jalisco, Nuevo León y Tlaxcala.

El limón aumentó 10.5% su valor, mientras que productos como el tomate 4.45%, cebolla 1.4% y aceite 3.2% crecieron su precio.

Esta alza muestra que la inflación mantiene su paso, sin ceder ni detenerse y la economía de los mexicanos trata de resistir este embate ante su raquítico poder de compra.  Oficialmente, el salario ha perdido el 5% de su poder adquisitivo de septiembre de 2017 a septiembre de 2018, pero la cifra es mucho mayor, en algunos casos quizá arriba del 20% año con año.

“Durante los últimos tres meses hemos detectado que la cebolla, el jitomate y el chile acumulan un aumento del 9% de agosto a octubre, por su parte, el limón subió 6% su precio en el mismo periodo. Productos como los chiles enlatados, la leche y la papa han tenido de 7 a 6 aumentos en lo que va de enero a octubre, esto nos hace ver que de gota en gota se llena el cantarito, pero la diferencia es que los bolsillos de los mexicanos no se llenan, si no que se vacían”, advirtió Cuauhtémoc Rivera, dirigente de ANPEC.

“Los constantes aumentos no permiten el desarrollo familiar de los mexicanos y esto lleva a la población a buscar soluciones desesperadas, en las que el comercio ilegal o de contrabando ha encontrado una mina de oro. Aprovechan la necesidad de las personas de satisfacer las necesidades más urgentes al menor precio sin importarles la salud o seguridad de sus clientes”, aseguró Rivera.

De acuerdo con el SAT y la industria tabacalera, en el 2010 representaba el 2% del comercio ilegal en México, pero ahora representa el 17% de la venta de cigarros que proceden de China, India, Vietnam, Paraguay, Canadá y EUA.

De acuerdo con el estudio de CONCAMIN, en México el comercio ilegal de cigarrillos vio su oportunidad de crecimiento en 2011, cuando el IEPS incrementó cerca de 800%, de ahí que obtuviera el 17% de la participación de mercado.

La Alerta Sanitaria de COFEPRIS enlista más de 260 marcas fuera de la ley con presencia en el país.

“No debe quedar duda que el comercio ilícito de cigarros de contrabando perjudica la Hacienda Pública al no pagar impuestos; pone en mayor riesgo la salud de quienes lo consumen al no observar ninguna regla sanitaria; su venta es libre, ya que se oferta en cigarrillos sueltos, incluso a menores y desde luego perjudica las ventas del pequeño comercio formalmente instalado.

Ante este panorama, ANPEC llama a los consumidores de tabaco a que compren cigarrillos legales en sitios establecidos y verifiquen la autenticidad de las cajetillas. Asimismo invita a las autoridades a establecer acciones firmes en contra del comercio ilícito de cigarro de contrabando.

El comercio ilícito del cigarro de contrabando es un negocio de perder, perder para México que urge acotar y detener”, concluyó Rivera.

Redacción

Recuerda dejarnos un comentario

RECOMENDAMOS La inflación no se detiene y rebasa ya el 4.9%

Te compartimos el siguiente vídeo

Deja un comentario