El liderazgo participativo genera un bienestar que se vincula a las empresas

Dentro de la categoría Human& Sustainability Summit con el título de “Well-preneur: El bienestar conectado con el emprendimiento”,  esta conferencia se alineó con la Norma Oficial Mexicana (NOM) 035 que entró en vigor en octubre de 2019 a nivel nacional. Y con ello, las pequeñas, medianas y grandes empresas deberán atender factores de riesgo psicosociales que padece su personal, como el estrés laboral, ansiedad y desequilibrio del sueño, entre otros.

Por su parte, la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) estima que México es donde más horas trabaja una persona al año, con un promedio de 2,257, por arriba de la media internacional de 1,759, lo que ha causado que el 43% de los mexicanos padezcan estrés laboral.

La conferencista Gizehlle García,  Wellness Coach es una mujer apasionada por el fitness, la salud, la nutrición, el bienestar integral y el desarrollo humano y le gusta inspirar y mover a las personas hacia un estilo más saludable y feliz y está convencida de que la salud es el sustento de nuestro proyecto de vida y de que va mucho más allá de la alimentación y del ejercicio.

Gizehlle explicó el concepto de estrés y explicó: “Estrés es un mecanismo de defensa para sobrevivir y protegernos. Cuando nuestro cuerpo entra en un estado de estrés se empiezan a segregar ciertas hormonas como el cortisol, la adrenalina pero cuando se maximice el problema, caemos en un estrés crónico en donde el cuerpo se mantiene en estado de alerta todo el tiempo.”

“Los síntomas y los primeros mensajes que nos empieza a mandar el cuerpo de alto, bases del estrés y círculo holístico y herramientas básicas para que el estrés vaya disminuyendo y esto hace que el cuerpo se oxide y envejezcan más pronto y  la longevidad sea corta”, agregó la experta.

La Norma (NOM) 035 solicita un diagnóstico a cada organización para medir los factores de riesgo. Uno de estos podría ser el liderazgo negativo el cual  es el punto de partida por lo que el líder tiene que trabajar la sensibilización, la concientización y debe de acercar al programa de actividades a los colaboradores.

El líder es el ejemplo, en la medida en que el líder se integre a estas actividades los resultados son favorecedores para toda la organización. Esta Norma representa una polémica porque por un lado el tema del líder cómo va hacer para que se logren los objetivos de disminuir los riesgos y el reto de las iniciativas que se van a comenzar a incrementar sean efectivas”, mencionó Gizehlle García

“Cada organización es única, cada empresa tiene un contexto muy particular, la Norma solicita este diagnóstico y determina los focos rojos que se tienen que dirigir; es personalizado porque se tienen que detectar cuáles son los detonadores y trabajar de manera personal, acercando herramientas para que la gente comprende qué es el estrés y tenga herramientas para ayudarse para tratar de disminuir y falta mucho la parte de educación, acercar información y herramientas que la gente misma descubra cuáles son los detonadores”, afirmó la experta.

Tendencias de liderazgo participativo

La tendencia de liderazgo participativo surge cuando el líder toma en cuenta las necesidades del trabajador, y cuando éste se siente tomado en cuenta, comienza a tener un cambio. La infraestructura puede hacer secciones donde se toma en cuenta al colaborador y hay técnicas muy fáciles.

La meditación que a disminuir su nivel de estrés.  Es importante tomar a la persona en cuenta y no se vea como un número,  que se vea como un ser humano. Otras tendencias son el acercamiento, la comprensión y la conexión con el equipo de trabajo se detecta esa área de oportunidad para saber que herramientas se deben utilizar.

Laura Cruz

Recuerda dejarnos un comentario

RECOMENDAMOS Impulsan la cultura, liderazgo y oportunidades laborales

Te compartimos el siguiente vídeo

Deja un comentario