Eliminar fines de semana largos perjudica al turismo

Recientemente, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que enviará una iniciativa de reforma constitucional para conmemorar los días cívicos en la misma fecha que se celebra, con lo que se acaban los “fines de semana largos”.

Esta propuesta presidencial  provocaría más perjuicios y daños a la industria turística nacional, que ya de por si se encuentra deteriorada por la desaparición del Consejo de Promoción Turística de México y la falta de apoyo al sector.

“Esa idea afectaría la economía de las poblaciones y personas que viven del turismo y pegaría principalmente a los prestadores de servicios turísticos de destinos cercanos a la Ciudad de México como Hidalgo, Veracruz, Morelos, Querétaro, Puebla, Estado de México, Guerrero, entre otros”, aseveró el CEO de la Agencia #GoätTravel, Carlos Fresán.

De inmediato, la Unión de Secretarios de Turismo (ASETUR) quien reúne a las 32 entidades federales del país, manifestó su oposición a la propuesta del presidente.

Lo que es un hecho y está demostrado, señalaron, es que los fines de semana largos generan una fuerte derrama económica para todos los destinos turísticos.

Carlos Fresán expresó que lamentablemente, no conocemos el racional de esta iniciativa, pero desde el punto de vista del turismo nacional, va a afectar a todos los prestadores de servicios turísticos.

La mayoría de los paseantes que salen de sus lugares de origen en los fines de semana largo, lo hacen por carretera y visitan poblaciones cercanas, la mayoría Pueblos Mágicos, muchos de ellos habitados por gente que ven en este tipo de turismo una fuente importante de ingresos.

“Más del 75% de los hoteles son propiedad de particulares o sociedades, no de grandes cadenas hoteleras, en todos los destinos turísticos del país. Además, estos fines de semana largos proveen a los restauranteros, guías de turistas, artesanos, grandes y pequeños comercios, de un importante beneficio por la derrama que generan los visitantes en estos períodos de descanso”, señaló Fresán.

Basta recordar lo dicho por el secretario de turismo, Miguel Torruco Márquez, que de acuerdo con la información confirmada por la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco Servytur) el fin de semana largo del pasado 5 de febrero, el primero de este año, se generó una derrama de cuatro mil millones de pesos.

Además, los empresarios del sector manifestaron que la eliminación de los tres fines de semana largos que existen actualmente a lo largo del año (uno se empata con el Buen Fin), alcanzan la suma de 13 mil 626 millones de pesos.

Carlos Fresan se manifiesta porque continúen esos tres fines de semana largos, no sólo en beneficio de los mexicanos, sino para seguir impulsando la economía de diversas poblaciones de nuestro país, que día a día viven de la llamada industria sin chimeneas.

Redacción

Recuerda dejarnos un comentario

RECOMENDAMOS El turismo de salud, una oportunidad para las agencias de viajes

Te compartimos el siguiente vídeo

Deja un comentario