¿Quién está liderando a los líderes en las empresas?

Impulsar un cambio digital es fundamental y es una de las principales prioridades para las organizaciones privadas y públicas durante el 2021. Mucho se ha dicho sobre las mejores prácticas para adoptar la anhelada transformación digital y las capacidades que las empresas necesitan desarrollar para tener éxito en la implementación de éstas. Al respecto, algunas empresas ya habían pasado por estas transformaciones antes de la pandemia, mientras que otras tuvieron que adaptar en poco tiempo la dinámica de  ingreso al mercado y satisfacer las necesidades de sus clientes en un entorno cada vez más remoto y digital.

Frente a este panorama la pregunta que surge es: ¿están los CEOs y miembros de la junta preparados para enfrentar un ambiente de negocios que cambia de forma rápida constantemente?, ¿están listos para construir una organización que priorice lo digital, transformando desde la cultura de su empresa, hasta la creación de una propuesta de valor verdaderamente innovadora con la tecnología como núcleo central? Antes de responder a estas preguntas, es importante explorar algunos de los aspectos que los miembros de las juntas directivas deben considerar al decidir qué es lo mejor para sus empresas y cómo el onboarding digital puede desempeñar un papel clave.

Casi la mitad de los ejecutivos senior admiten que lanzaron planes de transformación digital sin una estrategia clara (lo que da lugar a una escasa correlación con el valor del accionista), por lo tanto, no saben qué hoja de ruta seguir y cómo medir el progreso. Este impresionante porcentaje debería servir como alerta y advertencia importante para reconocer la brecha que existe entre muchos ejecutivos de negocios entre “ser” digitales con un propósito comercial, en lugar de solo «fingir» ser digitales.

Ya no es suficiente, por ejemplo, concentrarse apenas en agregar funcionalidad a nuestro sitio de comercio electrónico. Hoy en día las organizaciones requieren de un enfoque holístico y profundo, que traduzca en la creación de experiencias digitales poderosas y agradables para el cliente, hasta el desarrollo de una cultura empresarial ágil e innovadora para lo digital (una necesidad esencial para atraer los mejores talentos y fortalecer al cliente interno).

Para ello, es importante fomentar una cultura digital entre los ejecutivos y los miembros de la junta y en ese sentido el digital onboarding que consiste en capacitación, auto-evaluaciones y sesiones de práctica, es esencial para ayudar a polinizar las tendencias e ideas del mercado. Fortalecer la “aptitud digital” de los altos ejecutivos y miembros de la junta será útil para desbloquear el potencial exponencial de los equipos multidisciplinarios y de esta forma, crear una propuesta de valor disruptiva en el mercado, garantizando la sostenibilidad del negocio y aprovechando el onboarding digital para convertirse en una “organización aumentada”.

Lograr esto requiere el apoyo total y la comprensión de ejecutivos, gerentes y directores. Sin embargo, no todos los miembros de la Junta son expertos en tecnología. En la mayoría de los casos, son ex directores ejecutivos, presidentes de empresas o tienen experiencia financiera o empresarial. De manera imperativa las organizaciones necesitan adoptar una mentalidad impulsada por la tecnología para guiar a su organización en iniciativas digitales que traigan como resultado un mejor posicionamiento en el mercado y la entrada a un mundo digital con múltiples oportunidades.

Ignacio Marseillan, Managing Director at Globant

Recuerda dejarnos un comentario

RECOMENDAMOS El impacto de Covid-19 en el e-commerce en América Latina y la importancia del SEO

Te compartimos el siguiente vídeo

Deja un comentario