Aprende cómo iniciar un negocio

Ante la inseguridad de contar con un salario mensual o quincenal como principal fuente de ingresos, muchos nos sentimos atraídos por la idea de emprender un negocio por cuenta propia que nos traiga una mayor estabilidad financiera y un mayor disfrute de los bienes que proporciona el dinero, señala el maestro Raúl Gutiérrez García, director de Syracuse Consultores e instructor del “Seminario para emprender nuevos negocios”, que se impartirá en la universidad Iberoamericana desde el 28 de mayo.
 
“Ganar dinero es un aliciente muy importante, sin embargo no es el único: la idea de crear, emprender, innovar y aportar algo para satisfacer necesidades sociales es un motivador de gran peso en todos aquellos que quisiéramos iniciar un negocio. También la idea de crear empleos y mejorar la calidad de vida de nuestros semejantes son alicientes para llegar a ser dueños de un negocio propio. Sin embargo, lograrlo no es tarea fácil, ya que requiere de un cierto entrenamiento y de una visión especial. Por eso aquí presentamos algunos aspectos que le ayudarán a concretar el proyecto de un nuevo negocio.”
 
De acuerdo con el experto de la Ibero, el primer paso es encontrar una idea original. Esta puede surgir al identificar necesidades pensando en ti mismo como cliente: ¿cómo completar el producto o servicio que vende su jefe actual, o aquél que ha visto en viajes, películas o libros?

“En este proceso es necesario darse cuenta de que no todo lo ‘bonito’, por mucho que nos agrade, es negocio; para que lo sea, es preciso establecer claramente a quiénes se va a vender, cuántas personas pueden comprar nuestro producto o servicio, cuánto nos cuesta producirlo y cuánto se cobrará por ello. Recordemos que un proyecto viable es aquel económicamente rentable”.
 
Para asegurar la rentabilidad de un negocio, prosigue el académico, es imprescindible hacer un ejercicio prospectivo, calculando las posibles ventas en unidades por día, semana y mes, para entonces convertirlas en pesos y centavos,  determinando ingresos, costos, gastos y utilidades. Estas operaciones ayudan a cumplir los principios de un negocio sano, que pueden resumirse en mantener dos constantes: márgenes de ganancia justa y gastos fijos bajos.
 
“Otro elemento consiste en asegurar una organización funcional, lo cual implica: no arriesgarse con clientes y proveedores informales; aprovechar productivamente el propio tiempo; invertir en la formación de colaboradores útiles y cumplir con la normatividad para evitar requerimientos, multas y recargos. Un ingrediente clave es aprovechar el uso de la computadora, que armada con paquetería para pequeña empresa, es su mejor aliada”.
 
En síntesis, el maestro Raúl Gutiérrez sugiere diez reglas para triunfar en los negocios:
 
– Compromiso con el éxito.

– Tener un producto de calidad con ventajas competitivas.

– Vigilar el ciclo de venta (pedido-surtir-cobrar).

– Fijar precios de venta con ganancias justas.

– Mantener baja la carga de costos fijos.

– Buscar clientes y  proveedores formales.

– Controlar el propio tiempo.

– Formar colaboradores, no subordinados.

– No recurrir a la especulación y evasión fiscal.

– Contar con un sistema de información sistemático y oportuno.
 
Informes e inscripciones con Nayeli Cruz Tapia al 5950 4000, Exts. 4808 y 7615 o en nayeli.cruz@uia.mx
 
Elvira Mayén-Lugo
Información relacionada

[tubepress views=”false” title=”false” length=”false” video=”skHWcBQO2t0″]

Deja un comentario